Interrogan a aldeanos que construyeron su propio puente

BUCHAREST (AP). Cansados de esperar que las autoridades reconstruyeran un puente destruido por inundaciones, los habitantes de una aldea rumana tomaron el asunto en sus propias manos.

El problema era que no tenían autorización para construir un puente, y ahora son objeto de una investigación criminal.

El fiscal Viorel Damu dijo que la policía intentaba identificar a los que trabajaron en el puente, construido en un solo día el 6 de febrero. Los culpables enfrentan hasta tres años de cárcel y unos 20,000 dólares de multa.

El alcalde respondió que eso era "absurdo". Dijo que los aldeanos probaron el puente y limitaron el peso permitido a 2,5 toneladas. Y que están dispuestos a derribarlo... apenas las autoridades se dignen construir uno nuevo.

Marginea quedó cortada en dos por una inundación hace siete meses. A pesar de la investigación policial, el primer ministro elogió la "solidaridad" de los aldeanos.

El mismo fiscal aparentemente cedió. Dijo que no habría sanción para los aldeanos si se demuestra que actuaron por "estado de necesidad".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes