Iraní quemada busca justicia de ojo por ojo

MADRID (AP). Una mujer iraní residente en España expresó el miércoles su beneplácito después que un tribunal de Teherán le concedió la justicia de "ojo por ojo" contra un pretendiente que la cegó arrojándole ácido al rostro.

"No estoy haciendo esto por venganza, sino para que el sufrimiento que viví no se repita", dijo Ameneh Bahrami, de 30 años, a la radio Cadena SER.

A fines del año pasado, un tribunal iraní decidió que el hombre _ identificado sólo como Majid _ quien cegó a Bahrami en el 2004 después que ella lo rechazó, deberá también ser cegado con ácido, con base al sistema legal islámico de "qisas", o retribución de ojo por ojo, según informaron diarios iraníes en noviembre.

Pero Bahrami, quien se mudó a España tras el ataque para recibir atención médica, dijo el miércoles que según la ley islámica, ella tiene derecho a cegarle sólo un ojo, a menos que pague el equivalente a 25,110 dólares, porque en Irán las mujeres no son consideradas iguales a los hombres.

"Nos han dicho que mis dos ojos son iguales a uno suyo porque en mi país cada hombre vale por dos mujeres. No son lo mismo", dijo a la Cadena SER.

Bahrami explicó que ahora espera una carta del tribunal para presenciar la ejecución del castigo en Irán.

Cadena SER dijo que tras recibir atención médica en Barcelona, Bahrami recuperó el 40% de la visión en un ojo pero desde entonces, los doctores no han podido evitar una ceguera total. La mujer también sufrió severas quemaduras en el rostro, la cabellera y el cuerpo.

Bahrami dice que vive con una ayuda de 400 euros mensuales que le concede el gobierno español.

La mujer dijo que Majid quedará ciego al colocarle varias gotas de ácido en un ojo, mientras que ella recibió el ácido en su rostro y otras partes de su cuerpo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes