Italia: Esta vez los pobres comerán caviar

ROMA (AP). Mientras la crisis económica estremece al planeta, algunos pobres en Italia podrán olvidar por algunos momentos su desesperada situación consumiendo caviar de beluga estas Navidades.

En este caso, San Nicolás estuvo encarnado en algunos funcionarios que lograron capturar un contrabando de 40 kilos (88 libras) de ese caviar, una de las exquisiteces más preciadas del mundo.

Su valor estimado era de 550,000 dólares, según el vespertino milanés Corriere della Sera.

A fines del mes pasado, las autoridades italianas encontraron caviar de beluga escondido en la nevera de una mujer en Milán, dijo Juri Mantegazza, inspector del servicio forestal de Italia, que se encarga de hacer cumplir las ordenanzas sobre la protección de especies en vías de extinción. El caviar estaba destinado al mercado negro en Milán, Venecia y Monte Carlo, informó Mantegazza.

La dueña de la vivienda y dos ciudadanos polacos fueron arrestados, dijo el inspector. Pero ¿qué hacer con el caviar confiscado?

Mantegazza tuvo una idea brillante: "Entregar todo ese caviar a los pobres", dijo en una entrevista por teléfono desde su hogar situado en la población norteña de Tradate Varese. El inspector no quiso repetir lo ocurrido el año pasado, "cuando, luego de un operativo similar, terminamos destruyendo el caviar confiscado".

Este año, el caviar será entregado a la Cruz Roja, los monjes franciscanos, hogares de ancianos y a otras organizaciones que prepararán almuerzos navideños destinados a los pobres y a los desamparados en el área de Milán, dijo Mantegazza.

Italia y otros países prohiben la venta de caviar de beluga _la variedad más costosa_ con la esperanza de salvar a la menguante población de esturión que produce esos huevos.

Las porciones serán generosas.

El reverendo Massimo Mapelli, que dirige un hogar para los sin techo y adictos en recuperación, dijo que su centro recibirá 10 kilos (22 libras) de caviar para 82 comensales. Eso significa unos 120 gramos (4,5 onzas) por persona, dos a cuatro veces más de lo que se sirve a los comensales en los restaurantes más lujosos.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes