Joven despedido en Francia por no cambiar su nombre Mohamed

París ( EFE). Un joven becario de 19 años fue despedido de una empresa francesa de entrega de alimentos a domicilio porque no quiso cambiar su verdadero nombre, Mohamed, por el de Alexandre, para atender telefónicamente a los clientes.

Según publica hoy el diario " Le Parisien", Mohamed Lamour debía telefonear a una lista de clientes para ofrecer las nuevas promociones de la empresa Maximo, cuando el director le señaló que su nombre no era "corriente" y que Alexandre sería su nuevo apodo porque entendía que "funciona mejor" de cara al público.

Xavier Médeau, el abogado de Lamour, que ha denunciado el caso, explicó que su cliente " se quedó literalmente impactado por la propuesta de uno de los ejecutivos de la empresa".

Para el letrado, pedir el cambio de un nombre de origen extranjero por uno de origen local es una discriminación que constituye un delito penal.

Por su parte, el director regional de Maximo, Sylvain Gamard, negó un caso de discriminación racista porque en esta profesión "es habitual que los teleoperadores cambien su nombre, lo que les permite preservar su identidad y evitan exponerse personalmente".

El caso fue denunciado por Lamour ante el Tribunal Correccional de Charleville-Mézieres, al noreste de Francia, donde el joven realizaba sus prácticas como becario.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes