Madre e hijos logran reencuentro después de 34 años

Washington ( EFE). Una madre estadounidense a la que le hicieron creer que sus hijos fallecieron en un accidente automovilístico en 1976 logró reencontrarse con ellos 34 años después, gracias a Internet.

Victoria Rohring relató hoy su historia, junto a sus hijos, Scott y Karen, entonces de cinco y siete años de edad, respectivamente, en un programa de la cadena NBC.

Rohring responsabilizó de la desaparición de sus niños al padre, Jimmy Black, quien se los llevó a vivir con él tras divorciarse de ella.

Rohring se había divorciado de su esposo y recordó una misteriosa llamada que recibió en octubre de 1976, cuando una persona no identificada le informó que sus hijos habían muerto en un accidente.

La mujer, al principio, pensó que le estaban mintiendo pero, al no obtener más información, a pesar de haber contratado a un detective, se fue resignando a la idea de que los había perdido para siempre.

" Para mí fue algo devastador no poder ver los restos de mis hijos, y no poder enterrarlos. No podía decirles adiós", dijo Rohring, rodeada de sus hijos.

Su suerte cambió cuando, hace unas semanas, recibió una llamada en su hogar en Rochester, Nueva York, de una mujer que, a través de Internet, estaba ayudando a Scott a buscar a su madre.

Rohring pensó que se trataba de otra llamada " cruel", como la de hace 34 años, hasta que esa misma noche la llamó su hijo. El reencuentro tuvo lugar en Atlanta (Georgia), donde ahora residen sus dos hijos.

" Jamás volveré a perder a mis hijos. Jamás, jamás", dijo Rohring, ahora de 63 años.

Scott y Karen, quienes durante todo este tiempo vivieron con su padre, recordaron cómo este, durante todos estos años, les dio datos contradictorios sobre su madre, y en una ocasión les dijo que ella simplemente los abandonó " en el portal de la casa".

Por su parte, Black, quien vive en la casa de su hijo Scott, insiste en que su ex esposa dejó de preguntar por sus hijos tras el divorcio, y niega cualquier vínculo con aquella llamada de 1976.

Aún así, Scott dijo que no guarda rencor hacia su padre. "Siempre será mi padre, es una persona, y no puedo tirarlo a la calle si no tiene dónde ir", añadió.

Como los niños presuntamente habían fallecido en un accidente, Black nunca afrontó cargos criminales y, al parecer, nunca hubo un proceso formal para disputar su custodia.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes