Muere baleada madre que cargaba pistola a partidos de hija

ETIQUETAS

LEBANON, Pensilvania, EU ( AP). Una madre de tres hijos que acaparó la atención de los medios de comunicación estadounidenses por llevar una pistola cargada al partido de fútbol de su hija, murió tras ser atacada a disparos junto a su marido, en lo que pareció ser un homicidio con suicidio.

Meleanie Hain, de 31 años, y Scott Hain, de 33, fueron declarados muertos el miércoles por la noche en su casa de Lebanon, una pequeña ciudad a unos 140 kilómetros (80 millas) al oeste de Filadelfia.

Los tres hijos de la pareja se encontraban en la casa en ese momento pero ninguno resultó herido, dijo la policía al diario Patriot-News de Harrisburg. Los hijos fueron llevados a casas de amigos y familiares.

Meleanie Hain llenó los titulares de los diarios después de acudir a un partido de fútbol de su hija en un parque el 11 de septiembre de 2008 con una pistola dentro de una funda en su cintura, a la vista de otros padres.

El alguacil del condado, Michael DeLeo, revocó su permiso de armas nueve días después. Hain apeló la decisión y ganó, aunque el juez puso en entredicho su juicio y le dijo que había asustado fuertemente a los padres que fueron al partido.

Algunos vecinos dijeron al Lebanon Daily News que vieron a los hijos _ un niño de 10 años y dos niñas de dos y de seis _ salir corriendo de la casa gritando " ¡Papá le disparó a mamá!" poco antes de que el centro de emergencias de la policía fuera alertado.

Una vecina, Debbie Mise, dijo que oyó un ruido fuerte seguido de gritos de niños.

" Oí que algo pesado caía y luego inmediatamente oí los gritos de niños chillando pero pensé que estaban jugando", dijo Mise. " El sonido fue fuerte, pero no me pareció un disparo".

El comisario de policía de Lebanon, Daniel Wright, dijo que el caso ha sido clasificado como " investigación de muertes" en la que están involucrados dos adultos, aunque nadie fuera del hogar o los niños son sospechosos de haber matado a la pareja. Los detectives aún se encontraban en el sitio del crimen el jueves por la mañana, dijo.

Las circunstancias sobre lo ocurrido no estaban claras este jueves.

Mark Long, otro vecino, dijo que los Hains habían tenido problemas en su matrimonio desde hacía una semana. Dijo que Scott Hain había dejado la casa el martes y que Meleanie Hain no sabía a dónde había ido, pero que Scott regresó a casa el miércoles.

Otro vecino vio al marido cortando el césped del jardín el miércoles,

" No había nada fuera de lo común. No parecía para nada extraño", comentó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes