Rusa vive con 136 gatos

Moscú ( EFE). Nina Kotova vive en la ciudad rusa de Novosibirsk, donde comenzó a recoger los gatos no deseados y abandonados hace 15 años. Ahora ella comparte su pequeño piso de tres habitaciones con 136 amigos felinos.

Todo comenzó hace 15 años cuando Nina Kotova era estudiante. Su apellido significa " gato" en ruso.

La convencieron para que compartiera su dormitorio con un gatito. Luego, cuando ella consiguió su propio lugar y decidió ayudar a más y más gatos sin hogar. Con el tiempo ha adoptado a más de 100.

" Cogí aquel gato y luego en dos meses cogí una gata más en la estación de tren. Unos gamberros querían matarla", dijo Nina Kotova.

Todos estos gatos son abandonados y tendrían que sobrevivir en las calles si no fuera por su amabilidad.

" La gente no quiere tener gatos o perros propios. Así que lo hago por ellos. La gente no debería ignorar a los gatos", dijo.

Con tantas bocas que alimentar, la hora de comer provoca un gran revuelo en su apartamento. Un plato individual para cada animal no es una opción.

Las condiciones son estrechas pero en comparación con la vida en las frías calles de Novosibirsk, los gatos de Nina tienen suerte.

Ella sólo desea tener dinero y espacio para ayudar a todos los perros callejeros de la ciudad.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes