Aceleran rescate de desaparecidos por lluvias en Guatemala

GUATEMALA (AFP). Los socorristas aceleran este martes la búsqueda de desaparecidos en Guatemala bajo toneladas de lodo por los deslaves y las lluvias torrenciales, que han dejado al menos 45 muertos y llevaron al gobierno a declarar tres días de duelo y la emergencia nacional.

El cuerpo de bomberos departamentales, a cargo de los trabajos de remoción de escombros, tiene previsto iniciar labores desde muy temprano para aprovechar las pocas horas del día en las que dejará de llover, dijo César Aguirre, jefe de esa institución a la AFP.

"El objetivo de todos es poder localizar a todas las personas que continúan soterradas" bajo toneladas de lodo a causa de un deslave de la parte alta de un cerro por las lluvias que azotaron el país el fin de semana, que se saldó con al menos 45 muertos , agregó.

Los pronósticos para la semana no son alentadores: el centro meteorológico pronosticó malas condiciones para los siguientes tres días y la tormenta tropical Hermine, localizada en el Golfo de México, podría generar más lluvias por sus efectos colaterales.

"Los nublados parciales con importantes períodos con sol y lluvias acompañadas de actividad eléctrica en horas de la tarde y primeras horas de la noche es lo que el Instituto Meteorología ha pronosticado para la presente semana", indicó la estatal Coordinadora para la Reducción de Desastres.

El presidente Alvaro Colom declaró tres días de duelo nacional y anunció la prolongación de un estado de calamidad pública en los 22 departamentos del país, vigente desde finales de mayo pasado a causa de los estragos provocados por la tormenta Agatha.

El mandatario ordenó además que los trabajos de búsqueda y rescate de las víctimas estuvieran a cargo de personal entrenado. La idea es evitar la colaboración de pobladores para repetir una tragedia como la del fin de semana, subrayó.

Guatemala fue azotada el pasado fin de semana por lluvias que provocaron decenas de aludes, que dejaron incomunicadas a decenas de comunidades por el bloqueo de carreteras.

Sin embargo, la tragedia más grande se desató el sábado cuando un alud en el km 171 de la carretera interamericana (oeste) sepultó vehículos y personas que transitaban por el lugar, lo que impulsó a lugareños a colaborar en el rescate de las víctimas.

No obstante, se originó otro deslave que cuadriplicó las víctimas mortales. Hasta el momento han sido rescatados 25 fallecidos, pero las autoridades creen que unas 15 personas siguen sepultadas bajo el lodo.

El domingo y lunes los militares y socorristas se vieron obligados a suspender las tareas de rescate por las lluvias que volvieron a provocar nuevos derrumbes de la parte alta del cerro.

Guatemala enfrenta el peor invierno (temporada de lluvias que va de mayo a noviembre) de los últimos 60 años, según registros oficiales, que ya ha dejado al menos 236 muertos.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes