Alerta sobre contaminación por petróleo en Islas Vírgenes

CHRISTIANSTED, Islas Vírgenes EU (AP). Las autoridades en Saint Croix luchaban por contener el viernes los derrames de petróleo, luego de que más de 40 lanchas se hundieron o fueron llevadas por la corriente durante el paso del huracán Omar.

Aproximadamente la mitad de las embarcaciones perdieron sus anclas, incluyendo casas flotantes, catamaranes, yates de lujo y veleros que eran propiedad de los turistas. La otra mitad de las embarcaciones perdidas estaba asegurada a los muelles locales, pero simplemente se desataron, dijo Carlos Fachette, director ejecutivo del departamento de Planeación y Recursos Naturales.

El huracán sorprendió a muchos tripulantes pues no tomaron en serio la tormenta, según Kim Jones del Club de Yates de Saint Croix.

La policía debió rescatar a tres personas de un catamarán de 11 metros (35 pies) de largo cuando chocó con un arrecife y llegó a una planicie cerca de Salt River Bay, afirmó Fachette.

Todas las playas de Saint Croix han consideradas peligrosas por los altos niveles de contaminantes. El Canal Schooner y la zona del Puerto Christiansted permanecían cerrados.

Durante la noche Omar pasó entre Saint Martin y las Islas Vírgenes estadounidenses, donde el gobierno ha invertido más de un millón de dólares en costos de limpieza de la zona.

La tormenta provocó daños por más de 700,000 dólares en las calles de Saint Croix y destruyó más de 100 postes eléctricos en la región este de la isla. Aproximadamente la mitad de los 55,000 habitantes continuaba sin energía eléctrica para el viernes dijo Cassandra Dunn, vocera de la Autoridad de Agua y Energéticos.

En las Islas Vírgenes estadounidenses no se informó de inmediato sobre víctimas ni de daños, dijo Mark Walters director de la agencia de manejo de desastres de esa localidad.

Por otra parte, se informó que una persona murió en Culebra, una pequeña isla de Puerto Rico.

El viernes por la mañana, la tormenta tropical se hallaba a 1,065 kilómetros (660 millas) al este de las Bermudas y recobró fuerza de huracán con vientos máximos sostenidos de 120 kph (75mph). Al parecer no era una amenaza en tierra y los meteorólogos afirmaron que se debilitará gradualmente a medida que se aleja en el mar.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes