Avión de AirAsia desaparecido podría estar "en el fondo del mar"

Las operaciones de búsqueda del avión de la compañía malasia AirAsia, que desapareció el domingo entre Indonesia y Singapur con 162 personas a bordo, se reanudaron el lunes, si bien las autoridades indonesias advirtieron que el aparato estaría probablemente "en el fondo del mar".

Singapur, Malasia y Australia enviaron aviones y barcos para apoyar a Indonesia en las labores de búsqueda, mientras los familiares de los desaparecidos esperaban ansiosamente noticias de los ocupantes del Airbus A320-200, que despegó el domingo de Surabaya, en el este de Indonesia, rumbo a Singapur.

El avión de esta compañía de bajo coste malasia desapareció después de que los pilotos pidieran permiso a los controladores aéreos para desviarse del plan de vuelo a causa del mal tiempo.

"En base a las informaciones de las que disponemos y de la evaluación del presunto lugar de la caída [de la aeronave] en el mar, la hipótesis es que el avión está en el fondo del mar", dijo en rueda de prensa el jefe de los servicios de rescate indonesios, Bambang Soelistyo, aunque precisó que estas sospechas iniciales podrían evolucionar con el análisis de los resultados de la búsqueda.

Asimismo, Soelistyo dijo que Indonesia no tenía "las herramientas" adecuadas, como submarinos, para recuperar el avión del fondo del mar, pero que pedirían ayuda a otros países si fuera necesario, en referencia a "Reino Unido, Francia y Estados Unidos", que ofrecieron previamente su ayuda.

A bordo del aparato, viajaban 155 indonesios, tres surcoreanos, un francés -el copiloto-, un británico, un malasio y un singapurense. En total, siete miembros de la tripulación y 155 pasajeros, entre ellos 16 niños y un bebé.

Los allegados de los desaparecidos pasaron la noche en Surabaya con la esperanza de obtener noticias, mientras el desasosiego aumenta.

Vicky aseguró que todavía mantenía las esperanzas de encontrar a sus dos hermanos, quienes tomaron el vuelo QZ8501, al tiempo que estimó "inapropiadas" las declaraciones de un responsable indonesio, quien aseguro que compartía la "tristeza" de las familias. A juicio de Vicky, esto quiere decir que los pasajeros están muertos.

Los controladores aéreos indonesios perdieron el domingo el contacto con la aeronave una hora después de su despegue del aeropuerto internacional Juanda en Surabaya (este de la isla de Java) a las 05H20 hora local. Su aterrizaje estaba previsto en Singapur a las 08H30 (00H30 GMT).

Poco antes de desaparecer de los radares, el piloto había solicitado subir 6.000 pies de altitud para alcanzar los 38.000 con el objetivo de evitar los nubarrones, indicó un responsable del ministerio de Transportes, Djoko Murjatmodjo.

Las labores de búsqueda se concentran en aguas de las islas de Bangka y de Belitung en el mar de Java, frente a la costa oriental de Sumatra.

Francia anunció también el envío de dos investigadores, acompañados de dos técnicos de Airbus, a Yakarta.

Australia también prometió colaborar en las investigaciones y el gobierno estadounidense mostró su disposición a ayudar, si era necesario, a las autoridades locales. China ofreció también medios náuticos y aéreos para colaborar en la búsqueda del aparato.

AirAsia Indonesia, una filial de AirAsia, explotaba el avión desaparecido.

La sede de esta compañía está en Kuala Lumpur, capital de Malasia, donde la aerolínea perdía un 7,48% a las 02H15 GMT en la bolsa.

El Airbus desaparecido había sido revisado el 16 de noviembre, indicó AirAsia, una compañía que nunca había tenido un accidente mortal hasta la fecha.

Pero el ministro indonesio de Transportes anunció el lunes que las autoridades de su país controlarían el funcionamiento de AirAsia en Indonesia.

El 2014 ha sido un mal año para la aviación malasia, con la pérdida de dos aviones de la compañía nacional Malaysia Airlines.

Un Boeing 777-200 de Malaysia Airlines desapareció el 8 de marzo poco después de su despegue en Kuala Lumpur con 239 personas a bordo y cuatro meses después, el 17 de julio, otro Boeing 777 de la misma compañía se estrelló con sus 298 ocupantes en el territorio controlado por los separatistas prorrusos en el este de Ucrania.

Indonesia, un archipiélago de 17.000 islas muy dependiente del transporte aéreo, tiene uno de los peores balances en Asia en materia de seguridad aérea.






Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7