Avión desplomado en N. York volaba con piloto automático

BUFFALO, Nueva York, EU (AP). El avión que se estrelló el jueves contra una casa en el norte del estado de Nueva York, matando a 50 personas, volaba en piloto automático, contra las recomendaciones de seguridad federales y las políticas de su empresa respecto a los vuelos bajo condiciones gélidas, afirmó el domingo un funcionario de aviación.

Las normas federales y las instrucciones de la propia empresa indican que un piloto no debe encender el piloto automático cuando vuela en condiciones que pueden derivar en la formación de hielo. Si la helada es grave, la compañía que operaba el vuelo 3407 de Continental, requiere que los pilotos apaguen esa modalidad.

"En el modo manual se pueden sentir las cosas antes que en el piloto automático", dijo Steve Chealander, de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte, que también recomienda que los pilotos apaguen ese sistema en condiciones gélidas.

Los sistemas automáticos de seguridad pusieron el control del avión en manual justo antes de que se desplomara, dijo Chealander

En su conferencia del domingo, Chealander, describió los últimos momentos desesperantes del vuelo en los que ocurrió un descenso violento y sacudidas similares a las de una montaña rusa.

Chealander dijo que los datos de la grabadora de información de vuelo indican que el avión se elevó en un ángulo de 31 grados y después descendió a 45 grados.

El avión giró hacia la izquierda a 46 grados, después giró hacia la derecha a 105 grados, 15 grados más que una vertical.

La información de los radares indica que el vuelo 3407 cayó de una altura de 1,800 pies (548 metros) sobre el nivel del mar a 1000 pies (304 metros) en cinco segundos, dijo. Los pasajeros y la tripulación debieron experimentar una fuerza de gravedad casi del doble que en tierra.

El avión cayó la noche del jueves sobre su fuselaje en una casa, matando a las 49 personas a bordo y a una persona en la vivienda.

Justo antes de que cayera en un suburbio cerca del aeropuerto de Buffalo, los pilotos señalaron que había una cantidad "significativa" de hielo en las alas y el parabrisas del avión. Otras aeronaves en la zona informaron a los controladores aéreos que también tenían algo de hielo aproximadamente al mismo tiempo.

El avión Dash 8 Q400 operado por la compañía Colgan Air estaba equipado con un sistema de seguridad que sacude el mando del avión para advertir al piloto que la aeronave está apunto de perder impulso aerodinámico. Cuando este sistema se activó, pudo apagar automáticamente el piloto automático, señaló Chealander.

Antes de que esto ocurriera el piloto activó un sistema que evita la pérdida de impulso, aumenta la velocidad del avión 20 nudos y le da al piloto un margen mayor para recuperarse de una pérdida de control.

Chealander agregó que el sistema anticongelamiento del avión fue encendido 11 minutos después de que despegó de Newark, Nueva Jersey y permaneció así durante todo el vuelo. Según los análisis hechos al avión el sistema parecía funcionar correctamente.

Chealander señaló que el piloto fue "muy cuidadoso" al encenderlo tan anticipadamente. A pesar de que el piloto automático estuviera encendido, Chealander evitó criticar al piloto.

"Todo lo que debía hacerse se hizo, así que seguiremos investigando", dijo. "Seguimos investigando tratando de descubrir por qué ocurrió esto".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes