Berlusconi: Aludes en Sicilia habrían dejado 50 muertos

ROMA ( AP). El primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, dijo temer que los deslizamientos de tierra ocurridos en Sicilia podrían haber causado 50 muertos, mientras los equipos de rescate continuaron el sábado la retirada de escombros y lodo.

Hasta ahora ha sido constatada la muerte de 20 personas, mientras que otras 80 resultaron heridas y 40 siguen desaparecidas, dijeron las autoridades.

Torrentes de lodo causados por lluvias copiosas inundaron el viernes partes de Mesina, una ciudad situada en la parte oriental de Sicilia, arrastrando vehículos y ocasionando el derrumbe de numerosos edificios. Centenares de personas quedaron sin hogar.

" Al final habrá por lo menos 50 muertos", dijo Berlusconi, según despachos de prensa italianos. Agregó que la situación es " muy grave".

Los equipos de rescate utilizaron topadoras, palas y sus manos para retirar el lodo. Algunos rescatistas se valieron de perros rastreadores en la busca de sobrevivientes y los bomberos se dedicaron a despejar el lodo de las carreteras principales, dijo el funcionario del departamento de Protección Civil Luca Spoletini.

Empero, las gestiones de rescate fueron dificultadas por la continuidad de las precipitaciones, que hicieron intransitables algunas carreteras.

Dos aldeas quedaron aisladas y sólo podían ser alcanzadas por aire, dijo Spoletini. Agregó que aunque al parecer los habitantes no corren peligro, preocupa su salud y su higiene.

Según Spoletini, los equipos de rescate salvaron el viernes a unas 400 personas y algunas fueron llevadas a hoteles en Mesina habilitados como centros de rescate.

Los deslizamientos dejaron cuadras enteras cubiertas con escombros y lodo, que sepultó muchos vehículos casi por completo.

Los residentes de las aldeas más afectadas, según Giampilieri, carecían de agua potable o electricidad. Algunos de los heridos sufrieron quemaduras graves debido a la explosión de las tuberías y bombonas de gas, dijeron las autoridades,

La tormenta ocurrida en la noche del jueves al viernes depositó unos 25 centímetros (9 pulgadas) de agua en apenas tres horas.

Empero, las autoridades reconocieron que la deforestación y el urbanismo no regulado debilitaron la tierra y contribuyeron a los deslizamientos en las colinas y acantilados de Mesina.

Fue el episodio más mortífero desde 1998, cuando un alud cerca de Nápoles mató a 150 personas.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes