Californianos regresan a sus casas; incendios bajo control

SAN FRANCISCO (AP). Más californianos regresaron el lunes a sus casas, de las que habían escapado cuando las amenazaban los incendios forestales, y una popular carretera costera fue reabierta al tránsito gracias a una mejora en las condiciones climáticas que alivió la situación para los bomberos.

El Departamento Forestal y de Protección Contra Incendios de California dijo que 288 siniestros estaban activos aún en diversas partes del estado, la mayoría de ellos en las montañas del extremo norte del Valle Central.

La mayoría de esas áreas no recibieron nada de las intensas lluvias que el fin de semana causaron una enorme avalancha de lodo en la parte oriental de la Sierra Nevada, en una sección que fue despejada de árboles por incendios el año pasado.

El lodo obligó a cerrar una carretera y causó la evacuación de 50 viviendas, pero las autoridades dijeron que la vía se reabrió el lunes.

Sin embargo, un aire fresco y húmedo llegó el lunes desde el Pacífico al área de Big Sur. Los residentes que hace unos días se vieron forzados a irse por la llamas regresaron a sus casas, dijo Paul Van Gerwen, jefe de batallón para del departamento estatal de bomberos.

Las autoridades reabrieron al tránsito el último tramo de la famosa Carretera 1 que había sido cerrado por los incendios. La patrulla de caminos de California advirtió a los automovilistas que anduviesen con cuidado, pues los equipos de bomberos aún estaban usando la carretera.

Una enorme operación de limpieza se practicó el lunes en la región de Big Sur y la mayoría de los restaurantes y hoteles estaban nuevamente en servicio luego de casi tres semanas de evacuaciones.

Las llamas en Big Sur estaban contenidas en un 61% luego de destruir 27 casas. Unos 2,300 bomberos trabajaban en el área y esperaban extinguir el incendio para el 30 de julio.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes