Cambia de juez el caso contra Cristina Fernández por encubrimiento terrorista

El juez argentino Claudio Bonadio será desde ahora quien dirija la causa contra la expresidenta Cristina Fernández y otros altos cargos de su Gobierno (2007-2015), por encubrir a presuntos terroristas iraníes, iniciada en 2015 por el fiscal Alberto Nisman poco antes de morir.

Según dijeron a Efe fuentes jurídicas, el caso recayó en Bonadio -que ya dirige otras acusaciones contra Fernández y es uno de los jueces más criticados por ella-, después de que el magistrado pidiera el traspaso de la causa a Ariel Lijo -hasta ahora encargado de la misma-, para poder agruparla a otro expediente, de similares características, que ya tramita en su juzgado.

En los últimos dos años y medio la denuncia realizada por Nisman por el presunto encubrimiento de los sospechosos de cometer el atentado contra una mutua judía en Buenos Aires, que dejó 85 muertos en 1994, ha pasado de ser desestimada por "inexistencia de delito" -en los primeros meses de 2015-, a ser reabierta a finales de 2016, cuando fue adjudicada a Lijo.

La investigación busca dilucidar si, como denunció Nisman cuatro días antes de aparecer muerto en su casa en circunstancias aún por esclarecer, el Ejecutivo de Fernández encubrió a esos terroristas iraníes a cambio de mejorar las relaciones comerciales con el país persa.

El difunto fiscal creía que un memorándum de entendimiento acordado entre Argentina e Irán en 2013 para investigar conjuntamente el atentado buscaba, en realidad, todo lo contrario: evitar el juicio a varios de los sospechosos de planear el ataque, algo que el kirchnerismo siempre ha negado.

Ese convenio nunca fue ratificado por Irán y, en Argentina, aunque fue aprobado en el Congreso, posteriormente fue declarado inconstitucional por la Corte Suprema.

Ahora, el cambio de juez, autorizado por la Cámara Nacional en lo Criminal y Correccional Federal, se produce por el hecho de que Bonadio ya dirige otra investigación similar, abierta en diciembre de 2015, tras una denuncia por parte de varios ciudadanos por el presunto delito de "traición a la patria" contra los altos cargos del anterior Gobierno que aprobaron el memorándum con Irán.

Esos denunciantes consideran que con la negociación y firma de ese pacto el Ejecutivo traicionó no solo a la comunidad judía en Argentina sino también a su propio país.

"Corresponde que el magistrado que primero conoció en los eventos sea el que prosiga con su investigación", señala la resolución de la Cámara que determinó el cambio de juez.

Actualmente, Cristina Fernández está acusada por la Fiscalía en varias causas y procesada en tres, dos de ellas dirigidas por Bonadio.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7