Celebran funeral de dos niños estrangulados por una pitón en Canadá

MONTREAL, ( AFP). Un centenar de personas asistieron este sábado al funeral de dos niños estrangulados por una pitón, un drama que ha causado conmoción incluso fuera de Canadá.

" Es un sufrimiento extremo el que esta gente vive en estos momentos, no es momento de cólera o de acusaciones", dijo el capellán Maurice Frenette, que encabezó las exequias en la iglesia de Santo Tomás de Aquino en la localidad de Campbellton, en el norte de New Brunswick (este) a las 16H00 locales (19H00 GMT).

Los amigos de la familia elogiaron a los hermanos Connor y Noah Barthe, que cumpliría próximamente 7 y 5 años respectivamente.

Nadine Poirier describió a Connor como un hermano mayor protector que amaba a los animales, y Noah como un niño que "nunca hacía las cosas a medias" y soñaba con ser un jugador de baloncesto.

La madre, Mandy Trecartin, decidió que sus dos hijos, que eran inseparables, fueran enterrados en el mismo ataúd.

"Es un día difícil para la familia y los amigos cercanos", dijo el sábado por la mañana el teniente de alcalde de Campbellton, Ian Comeau, interrogado por el canal de televisión CBC.

Cerca de mil personas habían rendido homenaje a los dos menores el miércoles en una vigilia.

Connor y Noah Barthe fueron encontrados muertos la mañana del lunes en el salón del apartamento del padre de su amigo Jean-Claude Savoie, donde se encontraba también la pitón africana en su terrario de cristal.

El reptil de 4 metros de largo y 45 kilos era la exótica mascota de Savoie, dueño de la tienda de animales que se encuentra justo debajo del apartamento donde ocurrió la tragedia.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada