Chávez minimiza críticas por acuciantes problemas

CARACAS, Venezuela (AP). El presidente Hugo Chávez contrarrestó las críticas que recibe por los acuciantes problemas que padecen los venezolanos, como racionamientos de electricidad y una devalución monetaria.

"Tienen 11 años diciendo que Chávez se hunde, que Venezuela se hunde y los que se hundieron fueron ellos", manifestó el mandatario al presentar el viernes el balance anual de su gestión ante la Asamblea Nacional, controlada por sus partidarios.

"Se soplaban las manos con sus pronósticos de desastre y de colapso de la economía venezolana, pero se quedaron y se van a quedar con las ganas", dijo Chávez.

La oposición venezolana está tratando de capitalizar la creciente preocupación por la escasez de energía, un escándalo bancario en el cual hay implicados empresarios vinculados con el gobierno, la inflación de 25,1%, el crimen desenfrenado y hasta la suciedad en las calles de la ciudad llena de baches.

Sus adversarios políticos usan estos problemas como munición contra el gobernante y se preparan para las elecciones de congresistas en septiembre, en que se disputarán 167 escaños de la Asamblea unicameral, que ha estado dominado por los aliados de Chávez desde 2005

"Dicen que todo es culpa de Chávez", bromeó. "Pero con tanto repetir y repetir, que es lo que ellos hacen, algunos terminen creyéndolos".

Chávez impuso racionamientos eléctricos de hasta cuatro horas en el país en todo el país, aunque al día siguiente ordenó suspender los cortes de luz en la capital, argumentando que en Caracas el plan estaba plagado de errores.

La medida se mantuvo en el resto del país en donde los venezolanos están molestos por los apagones que buscan evitar un colapso energético en los próximos meses.

La represa de Gurí, que alimenta las tres centrales hidroeléctricas del estado suroriental de Bolívar y que generan el 73% de la electricidad del país, está siendo afectada por una severa sequía.

Los venezolanos también luchan con el racionamiento de agua ante la merma de los principales embalses de está nación sudamericana,

"Estamos acostumbrados a vivir con problemas en Venezuela, pero ahora se están acumulando y llegando a niveles intolerables... y todo parece indicar que van a seguir empeorando", dijo Ramón Muchacho, un político de oposición, en una entrevista telefónica después del discurso de Chávez.

"Aun reconociendo que el presidente es un excelente manager (dirigente) de campañas que puede levantar sus candidatos, estoy seguro que la oposición podrá capitalizar en esto y recuperar espacios políticos que ha perdido", acotó.

Líderes de la oposición dicen que la sequía es sólo en parte responsable de la crisis de energía, argumentando que el gobierno no previó inversiones para ampliar la producción de energía y satisfacer el aumento del consumo.

"Que ha habido algunos retardos en algunas obras, sí es verdad. Que hubo un manejo ineficiente en algunos espacios, sí es verdad", admitió el gobernante. "Pero la causa única del racionamiento eléctrico es la sequía", enfatizó.

Chávez hizo una breve pausa en el discurso de cuatro horas para pedir a los empleados de la Asamblea a bajar el aire acondicionado en el recinto para ahorrar energía.

Los funcionarios han reconocido que las centrales termoeléctricas, impulsadas por gas y otros derivados del petróleo, producen por debajo de su capacidad, mientras son reparadas.

El presidente le solicitó la renuncia la semana pasada al ministro de Energía Eléctrica, Ángel Rodríguez, y lo reemplazó con Alí Rodríguez _ un ex guerrillero y confidente cercano que actualmente se desempeña como ministro de Finanzas.

Luis Vicente León, director de la empresa encuestadora Datanálisis, señaló que "la oposición tiene que lograr que la población reconozca que todos estos problemas son culpa de Chávez".Mientras, el mandatario tiene la necesidad de "minimizar su responsabilidad... (y) accionar sobre las variables que le dan popularidad, como el gasto público, como lo más probable es que Chávez intente de inmediato adelantar la campaña electoral porque a final de cuenta él en campaña tiene un adversario que es más débil".

León destacó que " la devaluación tiene un costo inflacionario, pero también tiene un beneficio para él, que son miles de millones de bolívares que tiene ahora disponible para accionar y para tratar de comprar estabilidad".El ajuste cambiario implicó una devaluación promedio de 64% del bolívar fuerte frente al dólar, pero a la vez duplicó el presupuesto del gobierno al duplicar los bolívares disponibles en más de un 100%.

El gobierno fijó un tipo de cambio de 2,60 por dólar destinado a las transacciones consideradas prioritarias y de 4,30 bolívares fuertes por dólar para el resto de casos.

"No es una situación fácil ni agradable. es una situación mucho más compleja que en otras elecciones", añadió León.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes