China: exigen respuestas tras destrucción de escuelas

WUFU, China (AP). Los padres inconformes por la muerte de sus hijos en una escuela primaria durante el potente sismo del mes pasado se reunieron el viernes ante el plantel en espera de que el gobierno responda por los problemas en su construcción.

Los padres dijeron que el gobierno prometió darles los detalles sobre la forma en que fue construida la escuela y el porqué se derrumbó tan fácilmente durante el sismo del 12 de mayo, que dejó más de 69,000 muertos en la provincia de Sichuan, en el peor desastre de las últimas tres décadas.

"Dijeron que nos darían las respuestas para el 20 de junio", dijo Huan Zaojun, uno de los alrededor de 150 padres reunidos en la escuela primaria en la población de Wufu, 75 kilómetros (45 millas) al norte de la capital provincial Chengdu.

"Si no nos sentimos satisfechos acudiremos al gobierno provincial", dijo Huan, cuyo hijo de 11 años falleció en el terremoto.

Luego de tres horas, los padres se marcharon en autobús a una población más grande para hablar con las autoridades, careciéndose de momento de detalles del encuentro.

En la tarde, al menos dos periodistas extranjeros, entre ellos uno de The Associated Press, fueron detenidos por la policía.

Una funcionaria del departamento de asuntos extranjeros de Sichuan confirmó las detenciones, diciendo que los periodistas habían cometido un delito.

"Los periodistas trabajaban detrás de los cordones policiales. Ya se les había dicho en inglés y chino que no debían estar ahí, pero se quedaron. Así que la policía tuvo que retirarlos a la fuerza", dijo Yuan Hongling. "Están seguros", indicó.

La cuestión de la construcción de la escuelas se ha convertido en un foco de inconformidad en contra del gobierno, generalmente reconocido por la forma en que reaccionó ante el sismo.

Los padres se han manifestado ante varias escuelas en esa provincia, en demanda de una explicación sobre el por qué se derrumbaron tantas de ellas cuando los edificios cercanos seguían en pie tras el terremoto de magnitud 7,9.

Huan y otros padres estaban cerca de un monumento con fotografías de sus hijos. La situación en la escuela fue de una tensa calma. "No me siento bien por tener que esperar tanto tiempo", dijo otro padre, Pi Kaijian, luego de esperar varias horas alguna información.

Sichuan se preparó el viernes para fuertes tormentas que podrían causar nuevas inundaciones, previstas de viernes a domingo.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes