Colapso parcial de edificio en el centro de Rio de Janeiro

RIO DE JANEIRO,  (AFP) - Dos edificios de varios pisos se derrumbaron la noche del miércoles en el centro histórico de Rio de Janeiro por causas todavía desconocidas, dejando al menos cinco heridos, informaron autoridades civiles en medio del polvo y los escombros.

Los inmuebles, de diez y veinte pisos, colapsaron al parecer "por daños estructurales" que provocaron un fuerte ruido, según el alcalde de Rio, Eduardo Paes. Un tercer edificio de cuatro pisos ubicado entre las estructuras caídas también sufrió daños, dijo su propietaria, Deisy Chaves, al canal Globo News.

Los organismos de socorro desconocen cuántas personas estaban dentro de los edificios de varios años de antigüedad, en su mayoría de oficinas, al momento de la emergencia, que se produjo después de la jornada laboral.

"La expectativa es que hubiera poca gente", señaló el secretario de Salud y Defensa Civil, Hans Dohmann.

Por ahora hay "cinco heridos que no revisten mayor gravedad y todos están en observación en el hospital" Sousa Aguiar, agregó el funcionario a la prensa.

El colapso se produjo poco antes de las 23H00 GMT.

Las construcciones estaban ubicadas cerca de la plaza de Cinelandia, en el centro histórico de la ciudad, donde también está ubicado el Teatro Municipal y por la que circulan todos los días miles de personas.

Cinco obreros estaban en uno de los edificios al momento del derrumbe, y uno de ellos, Alessandro da Silva Fonseca, quedó atrapado en el ascensor cuando intentaba escapar. Los demás lograron huir.

"Se me acaba el aire, no puedo respirar, hay mucho humo", dijo Da Silva a través de su teléfono móvil a la AFP.

Ante testimonios que daban cuenta de una explosión, el alcalde Paes afirmó que "no está descartada ninguna hipótesis (...), pero lo más probable es que no haya sido ningún tipo de explosión, sino un daño estructural".

"Todo fue muy rápido. Tuve suerte de salir", dijo uno de los heridos a su ingreso al hospital. "El edificio se vino abajo, como si hubiera habido una implosión. Parecía el World Trade Center" de Nueva York, comentó por su parte Luiz Trajan, que escuchó "un fuerte estruendo" antes de que la estructura se viniera abajo.

Los bomberos y socorristas, apoyados por policías, acordonaron el lugar para facilitar las operaciones de rescate. Maquinaria pesada debió ser empleada para remover los grandes bloques de concreto. La zona, donde funcionan cientas oficinas privadas y de gobierno, permanecerá cerrada este jueves.

El pánico se apoderó rápidamente de la población. Varias personas cubiertas de tierra fueron ayudadas a abandonar el sitio, mientras fueron interrumpidos el servicio de gas para evitar posibles explosiones.

Asimismo, decenas de vehículos estacionados en la zona fueron cubiertos por los escombros. "El acceso a la zona está prohibido hasta que terminen las labores de rescate", indicó Paes.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes