Colombia-Ecuador, nuevos pasos para normalizar relaciones

IPIALES ( AFP). Los cancilleres de Colombia, María Angela Holguín, y de Ecuador, Ricardo Patiño, se reúnen este jueves en la ciudad fronteriza de Ipiales, en un nuevo paso hacia la normalización de las relaciones tras el bombardeo colombiano de una base de la guerrilla en territorio ecuatoriano.

Los ministros se reúnen en una hostería de Ipiales, vecina de la ciudad ecuatoriana de Tulcán, y analizan proyectos de infraestructura para la zona limítrofe, según informaron las cancillerías de ambos países.

La cita se enmarca en los esfuerzos para normalizar plenamente los vínculos diplomáticos, y es la segunda que mantienen los cancilleres desde que el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, asumió el poder el 7 de agosto pasado.

Los nexos fueron reactivados a nivel de encargados de negocios el 13 de noviembre último, tras 21 meses de ruptura por parte de Quito a raíz de un ataque militar colombiano contra una base clandestina de la guerrilla de las FARC en territorio de Ecuador.

En esa acción, ejecutada el 1 de marzo de 2008, murieron 25 personas, entre ellas el número dos del grupo rebelde, Raúl Reyes, un ecuatoriano y cuatro estudiantes mexicanos.

No está previsto que los cancilleres aborden en este encuentro los llamados " temas sensibles" derivados de ese bombardeo.

Los asuntos " sensibles y complejos de la normalización absoluta de las relaciones quedarán para una siguiente reunión", dijo el miércoles Patiño.

Sin embargo, el ministro señaló que aprovechará la oportunidad para plantear a Holguín la cuestión de unos 58,000 refugiados colombianos asentados en Ecuador.

" Queremos una corresponsabilidad del gobierno de Colombia porque como consecuencia del conflicto (armado en ese país) existe mucha gente que viene a pedir refugio, lo que implica al Estado un esfuerzo tremendamente grande", advirtió Patiño.

Al respecto, los cancilleres discutirán la implementación de un centro binacional para atender en la frontera a la población desplazada por la guerra.

Una de las cuestiones delicadas planteadas por Ecuador quedó resuelta el 7 de agosto, cuando Santos entregó al mandatario ecuatoriano Rafael Correa las computadoras incautadas a Reyes tras el ataque a la base de las FARC, en Angostura.

En el momento más álgido de la crisis, Bogotá aseguró que esos ordenadores contenían información que vinculaba al gobierno de Correa con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas), denuncia que Quito rechazó tajantemente.

Correa también exige que Colombia dé información sobre el ataque, en el que sospecha participó Estados Unidos, mientras que autoridades colombianas piden que cese un proceso penal contra Santos en Ecuador, a raíz del bombardeo que ordenó siendo ministro de Defensa del presidente Alvaro Uribe.

Dentro de ese proceso, Santos enfrenta una orden de prisión, pero Correa lo invitó a visitar Quito, señalando que su homólogo goza de inmunidad presidencial.

Holguín destacó que el encuentro en Ipiales se inscribe en la "hoja de ruta" trazada junto con la Organización de Estados Americanos (OEA) y el Centro Carter para el restablecimiento de las relaciones, y sostuvo que " los pasos tienen que ser firmes, con mucho cuidado, para que sean duraderos".

En la agenda figuran proyectos para ampliar el puente fronterizo de Rumichaca (un paso comercial muy activo), manejo de cuencas hidrográficas y desarrollo social en el área limítrofe, de unos 700 km.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes