Colombia: temen que aumente cifra de víctimas de alud

BELLO, Colombia (AP). Los rescatistas continuaban el miércoles en busca de los cuerpos de unas 80 personas que el domingo fueron sepultadas por un alud en el departamento de Antioquia, al tiempo que las autoridades anunciaron que hasta ahora han sido hallados 43 cadáveres.

"La cifra de desaparecidos es hipotética y podría haber más víctimas", dijo telefónicamente John Rendón, director del Departamento Administrativo de Prevención, Atención y Recuperación de Desastres (Dapard), de la Gobernación de Antioquia.

La tragedia, causada por las intensas lluvias, ocurrió el domingo en un humilde barrio del municipio de Bello (Antioquia), a 250 kilómetros al noroeste de Bogotá.

"No hay ninguna posibilidad de que haya gente viva, entre otras cosas, por (la debilidad de) la estructura de las viviendas", advirtió Rendón telefónicamente. "Sin exagerarle, hay sitios donde llega hasta ocho metros la altura de la tierra".

Agregó que de los 43 cadáveres recuperados hasta ahora, "17 son de niños menores de 10 años".

Precisó que unas 500 personas, entre socorristas y familiares de las víctimas, trabajan en las labores de recuperación de cuerpos, y se están utilizando 16 perros adiestrados para estas emergencias.

La noche del martes, el presidente Juan Manuel Santos decretó un estado de "emergencia económica, social y ecológica" a fin de enfrentar la crisis desatada por las fuertes lluvias en todo el país.

La medida, que regirá inicialmente por 30 días, le facilitará al Ejecutivo emitir decretos con fuerza de ley y le permitirá asignar recursos destinados exclusivamente a conjurar las emergencias.

"La crisis que vivimos hoy por causa de la dura ola invernal es la peor tragedia natural en nuestra historia. Nunca antes tantos habían sido afectados en sus vidas, en su salud, en sus posesiones, en su propio futuro", aseguró Santos en su discurso por radio y televisión.

Según dijo, los damnificados por la ola invernal "son cuatro veces o más que los del terremoto del Eje Cafetero en 1999. Hay más de 200 compatriotas muertos por causa del invierno, y más de 100 desaparecidos que podrían haber fallecido también".

Las lluvias en el 2010 hasta ahora han dejado 220 personas muertas, incluyendo las víctimas de Bello, de acuerdo con el balance de la Oficina Nacional de Atención y Desastres del Ministerio del Interior.

El año pasado, las lluvias provocaron la muerte de 110 personas y en el 2008 las víctimas fatales fueron 48, según datos de la Cruz Roja Colombiana.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes