Corte Penal Internacional atareada con guerras en curso

LA HAYA, Holanda ( AP). Días después de la masacre de cientos de personas a tiros y machetazos en Costa de Marfil, el procurador de la Corte Penal Internacional dijo que se trataba posiblemente de un crimen de lesa humanidad. En medio de las batallas en Libia, dijo que Moamar Gadafi podría ser acusado.

Casi al final de su período de nueve años, el fiscal Luis Moreno Ocampo acelera el tiempo de reacción del primer tribunal permanente para crímenes de guerra en el intento no sólo de perseguir a los culpables de las atrocidades, sino posiblemente tratar de impedirlas.

La idea de que la corte debe ser agente de la paz está inscrita en sus estatutos, según los cuales poner fin a la impunidad debería ayudar a prevenir las atrocidades. Esa función adquirió últimamente una urgencia inédita, a medida que los regímenes acosados de Libia, Costa de Marfil y Kenia atacan a la población civil.

Grupos no gubernamentales que promueven la justicia internacional observan complacidos esa actitud preventiva.

" Es una novedad muy buena", dijo Alison Smith, asesora legal del grupo No Peace Without Justice (No hay paz sin justicia). Moreno Ocampo " está advirtiendo a la gente que los vigila y que, si se extralimitan, corren el riesgo de ir a parar a la CPI".

Es difícil determinar si esas advertencias logran efectivamente frenar los asesinatos extrajudiciales.

Tal vez sucedió en Kenia. Desde el comienzo, Moreno Ocampo advirtió que los responsables de la orgía de violencia que siguió a las reñidas elecciones presidenciales de 2007 tendrían que responder ante la justicia.

Los condenados por la corte enfrentan sentencias de hasta cadena perpetua.

Smith dijo que las atrocidades disminuyeron después de las advertencias desde La Haya. Con todo, más de un millar de kenianos murieron y otros 600,000 tuvieron que abandonar sus hogares.

Cuando los intentos de juzgar en Kenia a los presuntos responsables quedaron empantanados, Moreno Ocampo formuló autos de acusación contra seis kenianos influyentes, entre ellos ex ministros y el hijo del primer presidente del país independiente, por crímenes de lesa humanidad.

Los primeros tres sospechosos comparecieron en el tribunal de La Haya en una audiencia preliminar el jueves y otros tres, incluido el hijo del presidente, lo harán el viernes. Los tres primeros se declararon inocentes.

Moreno Ocampo dijo que Kenia es un ejemplo de que al enfrentar los crímenes de guerra se ayuda a frenar la marea de la violencia.

" Lo que sucedió en Kenia demuestra cómo la gente en un país puede discutir las atrocidades masivas", dijo a The Associated Press. "Es una discusión difícil, hay tensiones, pero no hay matanzas, no hay una situación como la de Libia".

El ex secretario general de la ONU Kofi Annan, quien ayudó a mediar para poner fin a la violencia en 2008, exhortó a demostrar moderación cuando los sospechosos _conocidos ahora como "los seis de Ocampo"_ comparezcan en La Haya.

Para la abogada Smith, toda esta actividad es la prueba de que la CPI "está ocupando su lugar en la escena internacional como un actor creíble que puede cumplir un papel en las épocas de transición".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes