Corte convoca audiencia de juicio a exjefa del DAS y otros

Bogotá (EFE). La Corte Suprema de Justicia (CSJ) de Colombia citó para el próximo día 13 la primera vista para el juicio por espionaje a María del Pilar Hurtado, exjefa de inteligencia asilada en Panamá, y a Bernardo Moreno, antiguo secretario general del expresidente Álvaro Uribe, anunciaron hoy fuentes del tribunal.

Un portavoz de la CSJ dijo a Efe en Bogotá que se trata de la audiencia de formulación de cargos a Hurtado y Moreno, a quienes la fiscal general colombiana, Viviane Morales, acusó de manera formal el pasado 18 de mayo y pidió que fueran ingresados en prisión.

La diligencia fue convocada por la Sala Penal del alto tribunal, según indicó la fuente, que aseguró no disponer de más detalles acerca de este llamamiento judicial.

Hurtado y Moreno son los más altos funcionarios del Ejecutivo implicados en una trama de espionaje montada por el Departamento Administrativo de Seguridad (DAS, estatal) durante gran parte de los dos Gobiernos de Uribe (2002-2010).

La campaña comprendió escuchas y seguimientos ilegales a magistrados de la CSJ, políticos de oposición, defensores de derechos humanos y periodistas, y en varios casos incluyó acciones en el exterior.

Una veintena de antiguos funcionarios del DAS han sido procesados por esta trama, que solo ha sido reconocida en causas judiciales por algunos cargos medios de la central de inteligencia, que depende de la Presidencia de la República.

Entre ellos están cuatro exdirectores del DAS, incluida Hurtado, titular de esta agencia entre agosto de 2007 y octubre de 2008 y asilada en Panamá desde noviembre de 2010.

La exjefa del DAS pidió y recibió asilo territorial en el país centroamericano poco después de que la Procuraduría General la destituyera de manera retroactiva y la inhabilitara por 18 años para el ejercicio de cargos públicos.

Las sanciones fueron adoptadas dentro de un proceso disciplinario por la responsabilidad de Hurtado en el espionaje y también alcanzaron a Moreno, quien ejerció como secretario general de Uribe y está en prisión desde el pasado agosto.

Mientras, el pasado 18 de mayo, la fiscal Morales le imputó a Hurtado los cargos de concierto para delinquir agravado, abuso de función pública, peculado por apropiación, interceptación ilegal de comunicaciones, falsedad ideológica y uso indebido de dinero público para pago de sobornos.

El mismo día, Morales acusó a Moreno por concierto para delinquir, abuso de función pública y violación ilícita de comunicaciones, y también pidió el ingreso de ambos en prisión.

La decisión de arresto quedó en manos del Tribunal Superior de Bogotá, que solicitó el encarcelamiento de Hurtado, pero no de Moreno.

La exjefa del DAS fue luego reclamada en extradición por la fiscal, petición denegada por el Gobierno de Panamá debido a la condición de asilada de la colombiana.

La situación del exsecretario presidencial Moreno fue reconsiderada el mes pasado, cuando el tribunal bogotano ordenó que fuera detenido por considerar que estaba obstruyendo la Justicia.

Además de ellos, Uribe también afronta una indagación preliminar en la Comisión de Investigación y Acusación de la Cámara de Representantes.

Uribe compareció por primera vez ante este comité el pasado 18 de agosto, para una diligencia de "versión libre" en la que dijo de nuevo que nunca ordenó tareas de espionaje y se declaró víctima de una "venganza criminal".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes