Creen que Alan García trata de distraer baja popularidad

LA PAZ ( AP). Un ministro boliviano dijo creer que el presidente peruano Alan García trata de distraer su baja popularidad generando un " enfrentamiento" con Bolivia y afirmó que no todo el Perú declara " enemigo" al mandatario Evo Morales .

El viceministro de Coordinación con los Movimientos Sociales, Sacha Llorenti, en declaraciones a periodistas hoy lunes dijo que " la bajísima popularidad que tiene Alan García en su país" origina que se " genere un enfrentamiento con el gobierno de Bolivia".

Indicó que en la última encuesta de popularidad de García " tiene una aprobación del 11%" y " no es casual que trate de distraer la atención de su pueblo, tratando de generar" conflictos.

Llorenti se refirió también a las declaraciones del canciller de Perú, José García Belaunde, en las cuales señala que Morales es " un enemigo declarado del Perú", según publicó el diario limeño La República.

" Hay peruanos que creen en Morales y no les importa que sea un enemigo declarado del Perú, les importa más la ideología de Morales", respondió.

Las diferencias entre La Paz y Lima se reavivaron la semana pasada cuando García dijo que todo indicaría que Bolivia tiene un acuerdo " bajo la mesa" con Chile para obtener acceso al mar, y que ello explicaría la actitud " obsecuente" de La Paz hacia Santiago.

Tanto Chile como Bolivia negaron que hayan llegado a un acuerdo marítimo y rechazaron que se hable de uno " bajo la mesa". El canciller David Choquehuanca convocó al embajador de Perú en Bolivia, Franz Solano, para que explicará esas declaraciones y al final de la reunión coincidieron en que tratarían de llevar una mejor relación.

Las negociaciones entre Bolivia y Chile comenzaron en julio de 2006 sobre una agenda de 13 puntos que incluye el tema marítimo, los recursos hídricos, la integración fronteriza, complementación económica, seguridad y defensa.

Las relaciones entre Perú y Bolivia durante el gobierno de Morales y García han atravesado diferentes momentos de fricción e intercambios de adjetivos, pero se tensó después que el gobierno peruano otorgara refugio a tres ex ministros bolivianos acusados por genocidio.

Y con la acusación de García a Morales, sin mencionar su nombre, de haber incitado a la violencia por medio de una misiva a un congreso indígena que envió a Puno.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes