Critican uso del radar para ubicar aeronaves

CHICAGO ( AP). Si una persona se pierde en el bosque y tiene un teléfono celular en su bolsillo, eso puede ayudar a sus compañeros de campamento a encontrarlo. O si una persona sufre un accidente y su vehículo cae a una zanja en un sitio remoto, y el automóvil cuenta con GPS (siglas en inglés de Sistema de posicionamiento global), cuadrillas de emergencia pueden localizar el sitio con facilidad. Pero cuando un avión sobrevuela el océano, nadie en una torre de control sabe exactamente donde está el aparato: en el aire, o aún peor, en el agua.

La desaparición, esta semana, del avión de Air France vuelo 477 y sus 228 pasajeros sobre el Océano Atlántico, ha generado críticas a raíz del sistema de tráfico aéreo basado en radares. Los críticos dicen que Estados Unidos y otros países deberían acelerar la transición hacia el sistema de redes de GPS, capaces de seguirle la pista a los aviones con gran precisión. Los actuales radares son obsoletos una vez una aeronave se halla a más de 320 kilómetros (200 millas) de tierra firme.

" La tecnología está ahí. Hemos contado con eso desde hace 15 años, y poco ha ocurrido", dijo Michael Boyd, analista de aerolíneas que vive en Colorado. " Mi BlackBerry puede ser usada para seguirme la pista. ¿Por qué no se puede hacer lo mismo con los aviones?"

Funcionarios norteamericanos vienen discutiendo el establecimiento de ese tipo de redes desde la década del noventa. La tecnología está siendo probada en partes del país, entre ellas Alaska y frente a la costa del golfo de México. Algunas aerolíneas, como Southwest, ya usan GPS para permitir que los aviones hagan aterrizajes más rápidos con menos gasto de combustible.

Pero la plena implementación de esas redes, cuyo costo sería de unos 35,000 millones de dólares, ha languidecido, debido a demoras de financiamiento y a disputas por las dificultades técnicas.

Aunque el secretario de Transporte Ray LaHood ha dicho que el proyecto figura entre las prioridades de la Administración Federal de Aviación durante el gobierno de Barack Obama, se supone que el actual sistema de radar posiblemente continuará por al menos otra década.

" El sistema que usan ahora es rudimentario", dijo Robert Poole, un experto en aviación de la Fundación Reason, orientada hacia el mercado libre. " Por 100 dólares, una persona puede comprar un sistema GPS, colocarlo en su vehículo y saber exactamente donde se encuentra. Pero los aviones no tienen" ese sistema.

Algunos países europeos y asiáticos están actuando con rapidez para establecer sistemas de posicionamiento global. Pero muchas otras naciones han quedado retrasadas, entre ellas Brasil, de donde partió el domingo el avión de Air France.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes