Cuba: muere disidente, sospechan por golpiza policial

ETIQUETAS

LA HABANA (AP). El disidente Juan Wilfredo Soto murió el domingo en la central ciudad de Santa Clara, días después de haber sido detenido y aparentemente golpeado por policías, según denunciaron algunos opositores.

Soto de 46 años falleció en la madrugada en un hospital de la localidad a unos 300 kilómetros de la capital, indicó a la AP el también opositor Guillermo Fariñas.

Fariñas dijo vía telefónica desde la funeraria en Santa Clara donde se encontraba junto algunos familiares del muerto, que Soto había sido detenido y golpeado por agentes policiales el jueves cuando en un parque realizaba una manifestación y gritaba consignas antigubenamentales.

La versión del arresto violento no pudo ser confirmada de manera independiente por AP.

Según Fariñas, los uniformados debieron llevar a Soto al hospital de donde no salió y los médicos le explicaron que el deceso se produjo "por una pancreatitis".

Fariñas reconoció que Soto padecía diabetes, problemas circulatorios, cardiacos y gota, entre otros factores. No se ha visto el certificado de defunción.

"Este asesinato no pude quedar impune", expresó Fariñas, quien tras haber pasado 134 días de huelga de hambre en protesta contra el gobierno, el año pasado ganó el premio Sajarov de derechos humanos que otorga la Unión Europea.

Las autoridades cubanas no comentaron el caso.

Soto poco conocido afuera de la ciudad de Santa Clara y entre los medios disidentes apoyó la huelga de hambre de Fariñas y realizó actividades junto a él en los últimos meses.

Las golpizas no son usuales en la isla cuya autoridades tildan a los disidentes de ser "mercenarios" de Estados Unidos y grupos de intereses asociados cuyo objetivo es destruir la revolución.

Consultado por AP, el líder de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDDHHyRN), Elizardo Sánchez, dijo creer que "los golpes recibidos fueron un catalizador" para la muerte.

"No pensamos que hubiera la intención política de matar pero hubo un forcejeo a partir de que él (Soto) grito consignas antigubernamentales", consideró el activista.

Según Sánchez, en los últimos dos meses sí hubo un incremento de la violencia física contra disidentes y relató el caso del recientemente liberado ex preso Angel Moya, quien fue "pateado" hace algunos días.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes