Cubanos podrán tener celulares

LA HABANA, Cuba.(AP) Cuba inició el lunes la venta de celulares a la población, un servicio caro pero que convocó filas de decenas interesados en las puertas de las oficinas comerciales de la empresa telefónica.

Luego de años de tener normas que limitaban el acceso a los móviles los cuales sólo estaban disponibles para empleados de empresas foráneas, extranjeros o unos pocos funcionarios, el gobierno anunció hace 15 días la ampliación de las contrataciones, un proceso efectivo desde hoy.

"Es buenísimo. De verdad buenísimo. Todo el mundo quiere ser el primero en sacar su contrato", dijo a la AP la estudiante de medicina Usan Astorga, quien esperaba ser atendida en una sucursal de la Empresa de Telecomunicaciones de Cuba (ETECSA) en la Habana Vieja.

Junto a ella otras personas miraban por las vidrieras los precios de los teléfonos o aprontaban los 111 pesos convertibles (unos 120 dólares) que les costaría activar la línea.

El sueldo promedio en la isla es de 408 pesos cubanos (unos 19 dólares), pero según las autoridades el 60% de la población tiene acceso a pesos convertibles sea por estímulos laborales, remesas familiares o incluso participación en el mercado negro (revendedores, por ejemplo).

En Santiago de Cuba, la segunda ciudad de la isla y a unos 900 kilómetros de la capital, no parecía haber tanta expectativa como en la capital, según manifestaron algunas personas contactadas telefónicamente.

ETECSA, la firma italo-cubano con el monopolio del sector puso a disposición de la gente un número para obtener información.

Los celulares trabajarán mediante tarjetas prepago con un precio de entre 10 y 40 CUC (43 dólares).

Hasta ahora, muchas personas "convencían" a los extranjeros para que les sacaran líneas y un mercado negro en torno a los celulares se hizo patente en los últimos años.

Las autoridades reconocieron el problema y anunciaron que quienes contrataron el servicio a través de terceras personas podrán poner los contratos a su nombre a lo largo de este año, sin costo adicional.

La liberación de los teléfonos celulares y otras prohibiciones para la población fueron levantadas por el presidente Raúl Castro, quien reemplazó en febrero de manera definitiva a su hermano Fidel, de 81 años de edad y convaleciente de una serie de operaciones intestinales que lo alejaron del poder en julio del 2006.

Entre ellas destacó la limitación para que los cubanos se alojaron en hoteles, la entrega de tierras ociosas para campesinos, una reestructuración salarial para incrementar la productividad y la venta de electrodomésticos a la población antes restringidos como DVD o motocicletas eléctricas.

El nuevo mandatario reconoció que las muchas restricciones impuestas con la buena intención de evitar --en los 90-- la desigualdad social se habían convertido en espacio para las ilegalidades.

En una entrevista al periódico oficial Granma el viceministro de las telecomunicaciones, Ramón Linares indicó que lo recaudado mediante este programa más la inversión de la compañía en los últimos años permitirá avanzar en planes para ampliar la cobertura y hasta tener teléfonos celulares pagados en pesos cubanos entregados en casos especiales.

Más salvaje que nunca llega la 6ta temporada

¿Quieres comer en los mejores restaurantes?

Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes