Delitos bajan 54% durante estado de sitio en norte de Guatemala

SAN BENITO, Guatemala (AP). El ministro de Gobernación aseguró el viernes que el estado de sitio implantado por la masacre hace un mes de 27 campesinos en un departamento del norte de Guatemala provocó que los índices de criminalidad decrecieran 54% en ese territorio.

El ministro Carlos Menocal dijo que los delitos cuya incidencia se redujo son homicidios, hurto, robo de vehículos.

Indicó que se han realizado operativos relámpago en todo el departamento y se fortaleció la presencia de policías y soldados desde la vigencia del estado de sitio, que limita la realización de reuniones en lugares públicos, facilita a las autoridades a allanar residencias sin orden de un juez.

Sin embargo, hizo notar que en coincidencia con la disminución de la violencia común, durante el mismo periodo del estado de sitio se registró un aumento en las denuncias de violencia doméstica, pero no entró en detalles.

Menocal acompañó al presidente Alvaro Colom y al ministro de Defensa en una reunión realizada en esta localidad del departamento de Petén, a unos 450 kilómetros al norte de la capital, para rendir cuentas de las acciones de las autoridades durante el primer mes de vigencia del estado de sitio, el cual fue prorrogado por otro periodo igual.

El ministro de Gobernación indicó que antes había 380 policías y 1.500 soldados pero con la declaratoria de estado de sitio esos número se aumentaron a 900 y 2.900, respectivamente, los cuales permanecerán aun cuando pierda vigencia la situación de restricción de garantías y también seguirán haciendo los operativos que ahora están en marcha.

Colom le dijo a los miembros del Consejo de Desarrollo de la comunidad que "todos los responsables de la masacre fueron capturados. Se han capturado a unos 40 (miembros del cartel de los) Zetas gracias a las denuncias de Petén", afirmó.

El Consejo de Desarrollo aglutina al gobernador, empresarios, representantes de la sociedad civil y de las instituciones estatales del departamento, que es limítrofe con México y Belice.

La masacre en una finca del municipio de la Libertad, a 500 kilómetros al norte de la capital, desencadenó indignación nacional debido a que 27 jornaleros fueron decapitados en el crimen que fue atribuido al narcotráfico.

Víctor Samuel Bron, vecino de San Benito Petén, dijo que ahora hay más seguridad y "se puede andar de noche, antes no se podía porque había delincuencia, ahora los que andamos sin nada que ocultar podemos andar libremente".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes