Descongelan bienes a favor de rebeldes libios, anuncian en París

PARIS (AP). Francia, que es anfitrión de la conferencia sobre Libia el jueves, recibió la autorización de las Naciones Unidas para descongelar dinero que el régimen de Gadafi tiene en bancos franceses y dárselo a los rebeldes. Asimismo Estados Unidos y Gran Bretaña anunciaron la liberación de los bienes libios congelados.

Previamente, Rusia había reconocido al movimiento rebelde de Libia como el liderazgo interino de ese país y dijo que defendería los intereses rusos en la nación norafricana poco antes del inicio de la conferencia internacional en París con el objeto de acrecentar la ayuda a los rebeldes libios.

Asimismo, China anunció el envío de su viceministro de relaciones exteriores a la conferencia de París, al tiempo que reiteraba su propuesta que las Naciones Unidas debería tener un papel de liderazgo en la reconstrucción del país.

En la conferencia de París participan 60 líderes mundiales y enviados de alto rango cuyo principal objetivo es la descongelación de los bienes libios en todo el mundo a fin de ayudar a la oposición y reconciliar las diferencias diplomáticas sobre la campaña militar de incursiones aéreas dirigidas por la OTAN que contribuyó a derrocar al líder autoritario Moamar Gadafi.

Se prevé que el Consejo Nacional de Transición presentará en la conferencia, una lista detallada de pedidos.

Francia dijo que había recibido la autorización de la ONU para descongelar dinero que el régimen de Gadafi tiene en bancos franceses y dárselo a los rebeldes.

"Francia acaba de recibir autorización para transferir 1.500 millones de euros (2,15 millones de dólares) que pertenecen a los libios", dijo el canciller francés Alain Juppe a la radio RTL.

"Tenemos que ayudar al consejo de transición porque el país está devastado. La situación humanitaria es difícil. Carecen de agua, gas, electricidad", añadió.

El miércoles en la noche, la Real Fuerza Aérea de Gran Bretaña entregó unos 280 millones de dinares libios (232 millones de dólares) al banco central en Bengasi, tras un acuerdo para levantar las sanciones a casi 1.600 millones de los 20.000 millones de dólares en valores retenidos en el Reino Unido.

"El papel moneda será utilizado para pagar los salarios de los empleados del sector público libio, como enfermeras, médicos, maestros y policías", dijo el canciller británico William Hague, que asistirá a la reunión de París. Añadió que el dinero también será utilizado para llenar cajeros automáticos.

La secretaria de Estado Hillary Clinton espera anunciar en París que 1.500 millones de dólares en cuentas congeladas al régimen libio en Estados Unidos han sido distribuidos a favor de los rebeldes, dijeron funcionarios estadounidenses.

Ese dinero, casi la mitad de los más de 30.000 millones de dólares en valores libios congelados, fue liberado la semana pasada cuando el Consejo de Seguridad de la ONU aligeró las sanciones contra libia.

"Vamos a cambiar la página de la dictadura y el enfrentamiento y abrir una nueva era de cooperación con la Libia democrática", dijo el miércoles el presidente francés Nicolas Sarkozy.

Es probable que el gobierno de transición pida préstamos al Fondo Monetario Internacional y al Banco Mundial, dijeron funcionarios estadounidenses. Aunque los rebeldes libios no desean pacificadores internacionales, es probable que soliciten algún tipo de presencia policial de la ONU, dijeron funcionarios.

Sarkozy invitó a China a participar en la reunión durante una breve escala que realizó en Beijing hace una semana.

China parecía renuente de unirse a las naciones occidentales en dar ayuda para la reconstrucción de Libia, pero el portavoz del ministerio de relaciones exteriores, Ma Zhaoxu, dijo el miércoles por la noche que el vicecanciller Zhai Jun asistiría a la reunión y que China respalda los esfuerzos para restablecer la estabilidad y fomentar una tersa transición de poder en Libia.

En Moscú, una breve declaración el ministerio de relaciones exteriores de Rusia dijo el jueves que las relaciones diplomáticas entre Moscú y Trípoli continuarán y reconocerá al Consejo Nacional de Transición.

La caída de Gadafi, quien está fugitivo pero cuyo régimen está a punto del colapso bajo el asedio aéreo encabezado por la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN) y los rebeldes, ha avivado opiniones de similitudes con el derrocamiento de Saddam Hussein en Irak en 2003, notablemente entre iraquíes que advierten que las secuelas de la posguerra en Libia podrían terminar en un caos similar.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes