Designan como embajadora para Nicaragua a Phyllis Powers

WASHINGTON (AFP). El presidente Barack Obama anunció la designación de la actual embajadora estadounidense en Panamá, Phyllis Powers, como nueva representante en Nicaragua.

El anuncio se produce luego de que el gobierno estadounidense denunciara falta de transparencia e irregularidades en las pasadas elecciones del 6 de noviembre, en las que fue reelecto el presidente nicaragüense, Daniel Ortega.

Para suplantar a Powers en Panamá, Obama nombró a Jonathan Farrar, que desde 2008 dirige la sección de intereses de Estados Unidos en Cuba, informó la Casa Blanca en un comunicado.

"Estoy agradecido de que estos admirables individuos hayan elegido dedicar sus talentos a servir a los estadounidenses en estos importantes momentos para nuestro país", dijo Obama.

El nombramiento de Powers se produce el mismo día en que legisladores republicanos llamaron al gobierno de Obama a adoptar una política de mano dura frente al gobierno de Ortega, desconocer el resultado de las elecciones en Nicaragua y no enviar un nuevo embajador a ese país.

La administración Obama denunció las irregularidades en las elecciones y pidió a la Organización de Estados Americanos (OEA) que estudie la situación de la democracia en Nicaragua.

La embajada de Managua ha estado dirigida por un encargado de negocios desde julio, cuando salió el embajador Robert Callahan.

Powers y Farrar deben ser ratificados en sus cargos por el Senado, pero ese proceso podría verse entorpecido por críticas que han emitido senadores a las recientes elecciones en Nicaragua.

Dos senadores, el republicano Marco Rubio y el demócrata Robert Menendez, introdujeron este jueves una resolución que condena la elección "fraudulenta" de Daniel Ortega y que pide al gobierno de Obama tomar medidas para "restaurar el orden constitucional" en Nicaragua.

Rubio amenazó esta semana con usar un mecanismo legislativo que se llama "hold" para congelar en el Senado las nominaciones del gobierno de Obama de cargos para América Latina, al considerar que Washington mantiene una política de "debilidad" para la región.

Antes de ser embajadora en Panamá, Powers cumplió funciones en las legaciones diplomáticas en Irak, Perú, Colombia, Jordania, Rusia y Polonia.

Farrar, por su parte, antes de dirigir la sección de intereses en La Habana, tuvo varios cargos en el Departamento de Estado y trabajó en las embajadas en Uruguay, Paraguay y Belice.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes