Dimite ministro de Defensa de Corea del Sur

ISLA YEONPYEONG, Corea del Sur (AP). El ministro de Defensa de Corea del Sur dimitió el jueves debido al manejo de un ataque con artillería llevado a cabo por Corea del Norte.

El gobierno de Corea del Sur anunció que el presidente Lee Myung-bak aceptó la dimisión de Kim Tae-young.

El martes Corea del Norte atacó a una diminuta isla de Corea del Sur cerca de la disputada frontera marítima de ambos países. El ataque mató a cuatro surcoreanos, incluidos dos civiles.

Al mismo tiempo, el presidente surcoreano se comprometió el jueves a aumentar los efectivos en la isla que fue blanco del bombardeo. Pyongyang advirtió enérgicamente que lanzará ataques adicionales si Seúl realiza cualquier "provocación militar irresponsable".

Seúl y Washington también aumentaron las presiones sobre China para que use su influencia como principal aliado y abastecedor de Corea del Norte a fin de aliviar las tensiones que aumentaron luego del intercambio de artillería. China pidió a ambas partes que fueran comedidas.

El bombardeo perpetrado por Corea del Norte alarmó a líderes mundiales, como el presidente estadounidense Barack Obama quien confirmó los planes de ejercicios conjuntos con Seúl en el Mar Amarillo, a iniciarse el domingo.

"No debemos bajar la guardia al prepararnos para otra posible provocación de Corea del Norte", dijo el presidente surcoreano Lee Myung-bak, durante una reunión de emergencia en Seúl para discutir las repercusiones económicas y de seguridad del ataque, según comentó su vocero Hong Sang-pyo. "Creo que una provocación similar de Corea del Norte podría ocurrir en cualquier momento".

La isla Yeonpyeong, hogar de una comunidad pesquera de 1,300 personas y sede de bases militares, parecía un campo de guerra el jueves, con casas y tiendas completamente destruidas. En la calles había escombros calcinados esparcidos, pedazos de ventanas y vidrios rotos.

Cientos de residentes huyeron de la devastación hacia tierra firme, pero algunos seguían hurgando entre los escombros en busca de sus pertenencias y pasando frío en las noches en albergues.

Hong dijo que Corea del Sur aumentará los soldados desplegados en Yeonpyeong y otras cuatro islas en aguas occidentales en respuesta al ataque de esta semana, lo que revierte una decisión del 2006 que llamaba a una eventual disminución de las tropas en la zona. No quiso discutir detalles del incremento, pero dijo que actualmente hay unos 4.000 soldados en el lugar.

Las dos Coreas deben atenerse a un armisticio firmado al final de una guerra de tres años, pero el Norte no reconoce un límite marítimo determinado por la ONU en 1953 y considera que los ejercicios de Corea del Sur cerca de Yeonpyeong violan su territorio.

El ataque se sumó a las tensiones acumuladas tras el hundimiento de un barco de guerra surcoreano en marzo en aguas cercanas que provocó la muerte de 46 marinos, en el peor ataque militar contra la nación desde la Guerra Coreana.

De vez en cuando ocurren trifulcas menores cerca de la frontera marítima, pero el ataque del martes fue el primero dirigido contra civiles. El incidente aumento el temor de que una escalada de actos hostiles desencadene otra guerra.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes