EEUU amenaza con no permitir a Honduras reparar cazas F5, dice presidente

El presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, dijo hoy que funcionarios estadounidenses, que no identificó, han amenazado a su país con no permitirle la reparación de aviones de caza F5 que esta nación centroamericana adquirió con Washington hace tres décadas.

"Funcionarios de Estados Unidos están amenazando con que no nos van a permitir repotenciar la flota que en algún momento adquirimos de ellos" en los años 80 del siglo pasado, subrayó Hernández durante una ceremonia policial en Tegucigalpa.

"Nos podrán ver pequeños, nos podrán ver pobres pero somos un pueblo digno que vamos a salir adelante al costo que sea necesario", agregó.

En abril pasado, el embajador de Brasil en Tegucigalpa, Zenic Krawctschuk, dijo que su país apoyaría a Honduras en la reparación y modernización de una veintena de aviones con el fin de mejorar el combate al narcotráfico.

No obstante, según medios locales, la reparación no es posible porque la legislación estadounidense establece que cualquier país que haya adquirido aviones con Washington debe contar con su autorización para sacarlos al exterior, de lo contrario, violan las leyes de exportación y obligaciones adquiridas.

En ese sentido, el gobernante dijo a la embajadora estadounidense, Lisa Kubiske, que también asistió a la ceremonia, que "las cosas deben estar claras (...), claras como el agua".

"O nos están ayudando o no nos van a seguir ayudando pero es bueno saberlo", afirmó el mandatario ala diplomática estadounidense.

Destacó, además, que buena parte de la delincuencia criminal que afecta a Honduras es consecuencia del "tráfico de drogas, porque allá en el norte lo consumen y en el sur lo producen".

El gobernante cuestionó a naciones amigas, que no identificó, por el poco apoyo que brindan a Honduras para combatir el narcotráfico, flagelo al que las autoridades atribuyen buena parte de la criminalidad que azota al país centroamericano, donde a diario se registran unas 15 homicidios.

"Le agradezco a los cooperantes y a los países amigos que están contribuyendo con esta lucha. Claro, unos deberían ayudar más que otros pero allá sus conciencias", enfatizó Hernández.

Añadió que Colombia y México, entre otros países, "comprenden que la mayor cantidad de muertos los han dejado estos problemas" del narcotráfico y crimen organizado.

Desde su investidura, el 27 de enero pasado, el gobernante puso en marcha un programa de seguridad orientado a reducir la violencia criminal en el país a causa del narcotráfico y el crimen organizado.

Hernández asistió este lunes en Tegucigalpa a la ceremonia de conmemoración del día del policía hondureño.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7