EEUU se une a tratado contra minas terrestres

El gobierno de Barack Obama anunció el viernes que Estados Unidos no producirá más ni adquirirá minas terrestres antipersonales y que planea incorporarse a un tratado internacional que prohíbe su uso.

Defensores de los derechos humanos han exhortado desde hace tiempo al gobierno a unirse a otras 161 naciones para firmar la Convención de Ottawa, que desde hace 15 años prohíbe el uso, almacenamiento, producción y transferencia de las minas. El presidente Bill Clinton propuso sumarse al tratado, pero el gobierno de George W. Bush se negó entre objeciones de líderes militares. Obama ordenó una revisión de la política cuando asumió hace cinco años, y una delegación estadounidense en una conferencia en Maputo, Mozambique, anunció el resultado el viernes.

"Nuestra delegación en Maputo dejó en claro que buscamos de manera diligente soluciones que cumplan con la Convención de Ottawa", afirmó la portavoz del Consejo de Seguridad Nacional Caitlin Hayden.

Steve Goose, titular de la delegación de la Campaña Internacional para Prohibir las Minas Terrestres, afirmó que el anuncio estadounidense significa cierto progreso, puesto que en el pasado Washington siempre se había reservado el derecho a producir más minas terrestres. Agregó que es un cambio positivo que las autoridades estadounidenses digan que se proponen sumarse al tratado, aunque observó que no hay garantía ni plazo para hacerlo. Agregó que Estados Unidos todavía podría usar su arsenal, que calculó en unos 9 millones de minas terrestres en distintas partes del mundo.

"Aunque dicen que avanzan hacia la prohibición de las minas en el futuro, dejan abierta la opción de seguir usándolas mientras tanto, lo que es un modo más bien contradictorio de enfocar la cuestión", comentó Goose en una entrevista telefónica desde la conferencia de Mozambique.

Goose agregó que Estados Unidos debería fijar por lo menos una fecha para unirse al tratado y comprometerse inmediatamente a no usar las minas y comenzar la destrucción de su arsenal.

El anuncio del gobierno fue criticado por el líder republicano del Comité de Servicios Armados de la Cámara de Representantes, Howard McKeon, quien dijo que Obama desatendía el consejo de los líderes militares. Citó un testimonio reciente del general Martin Dempsey, titular de la Junta del Estdao Mayor, quien dijo que las minas terrestres "son una herramienta importante en el arsenal de las fuerzas armadas de Estados Unidos".

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7