EU: afectados por inundaciones piden fondos de emergencia

ST. PAUL, Minnesota, EU (AP). Las aguas del río Rojo descendían lentamente sobre su cauce, mientras que los socorristas que realizaron esfuerzos para impedir las inundaciones ahora se enfrentaban a otro tipo de desafío: navegar a través de las burocracias estatal y federal para recibir la ayuda de reconstrucción.

Entretanto, la costa del Golfo de México se aprestaba hoy jueves a enfrentar una serie de tormentas que provocaría desbordes de los ríos ya crecidos, al tiempo que el Servicio Nacional Meteorológico anunciaba dos días de lluvias torrenciales. La mayor acumulación de lluvia, de unos 5 a 13 centímetros, se presentaría en la región noroccidental de la Florida,

Asimismo hacia el oeste, en St. Tammany Parish, Luisiana, las autoridades de emergencia tomaban precauciones ante posibles inundaciones del río West Pearl, que ha registrado fuertes crecidas de 1,22 metros por previos días de tormentas y el miércoles registraba una altura de 6 metros.

El servicio dijo que el río, que está situado en la frontera estatal entre Misisipi y Luisiana, al parecer tuvo una crecida de más de cinco metros hoy jueves por la mañana.

En Minnesota y en Dakota del Norte las pérdidas ascienden a decenas de millones de dólares en daños públicos, sin contar los daños sufridos por los propietarios de casas y de los negocios. Esto sería suficiente para poner a ambos estados en situación para recibir asistencia de desastre federal.

Las pérdidas financieras subirán cada día más si los deshielos de la nevada de esta semana causaran una segunda crecida al mismo nivel, o por sobre los niveles récord del fin de semana. La impredecible situación del río ha llevado que los grupos de emergencia se tornen más ansiosos para recibir ayuda financiera y a la vez tener que enfrentarse al desastre.

La evaluación de los equipos del gobierno calcula que hubo daños a los caminos, los puentes, plantas de tratamiento de agua y otros bienes públicos.

Ambos estados recibieron la seguridad que los recursos que usaran en los esfuerzos para impedir las inundaciones les serían devueltos parcialmente por el gobierno federal. Gastos por 1,2 millones de dólares para Dakota del Norte ya comenzaron a llegar, dijo Tito Hernández, funcionario de la Agencia Federal de Manejo de Emergencia (FEMA).

En el caso de Minnesota, las evaluaciones iniciales arrojaron que los daños públicos llegaban a los 20 millones de dólares en siete condados.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes