EU pide iglesias de Cuba interesarse por contratista preso

LA HABANA (AP). Más de media docena de líderes religiosos de Cuba se entrevistaron con funcionarios de Estados Unidos, quienes les pidieron interesarse por el caso del norteamericano Alan Gross detenido hace un año bajo sospecha de realizar espionaje.

Los pastores viajaron a mediados de noviembre al vecino país para participar por primera vez en la Asamblea General de las Iglesias de Cristo de Estados Unidos y del Servicio Mundial de Iglesias y tuvieron reuniones con expertos del Departamento de Estado, el Consejo de Seguridad Pública y legisladores.

El reverendo Odén Marichal, secretario del Consejo de Iglesias de Cuba (CIC), dijo el miércoles en rueda de prensa que el caso Gross salió a relucir durante entrevistas con Peter Brennan, coordinador de asuntos cubanos del Departamento de Estado, y con Dan Restrepo del Consejo de Seguridad Pública.

"Les dijimos que sí, que con gusto vamos a interesarnos en el caso pero sin negociación", expresó.

El CIC agrupa a las iglesias, con excepción de la católica, y a la comunidad hebrea de Cuba, a la cual Gross dijo venía a asistir cuando fue arrestado en diciembre de 2009 por traer equipamiento e infraestructura que las autoridades consideraban formaba parte de los programas de Estados Unidos para atacar a Cuba.

Gross trabajaba como contratista para la Agencia para el Desarrollo Internacional de Estados Unidos que, según las autoridades de la isla, recibe millones de dólares del gobierno de su país para programas que buscan financiar a disidentes.

Brennan pidió a líderes religiosos que se interesaran por Gross, en cambio Restrepo sacó a colación el caso cuando los cubanos le solicitaron la liberación de cinco agentes de inteligencia isleños encarcelados desde hace 12 años, pese a que la justicia estadounidense dictaminó que no se interesaron por temas de seguridad.

Según Marichal, Restrepo dijo: "A nosotros nos gustaría que ustedes se interesen por Gross".Los agentes tenían como misión recolectar información para La Habana sobre grupos anticastristas violentos que un año antes de ser detenidos --en 1997-- habían financiado la colocación de bombas en centros turísticos de la isla.

"Lo que sí dejamos bien claro es que la comunidad hebrea de Cuba, que es miembro del consejo de iglesias de Cuba, nos dijeron: "Nosotros jamás tuvimos relación con ese señor, jamás nos trajo equipo de ningún equipo... ellos negaron cualquier relación con Alan Gross', explicó Marichal.

El arresto de Gross, quien permanece encarcelado sin juicio, y el caso de los agentes es un punto de tensión en las relaciones entre Washington y La Habana.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes