Ejercicios policiales en frontera, vistos como amenaza en HK

Efectivos de la policía paramilitar china fueron vistos marchando y entrenando tácticas de control de masas en un complejo deportivo al otro lado de la frontera de Hong Kong, en lo que algunos interpretaron como una amenaza contra los manifestantes prodemocracia.

El gobierno de Hong Kong se ha negado a dialogar con los manifestantes que protestan en las calles desde principios de junio para exigir más derechos políticos y la retirada de una ley de extradición que podría haber permitido el traslado de sospechosos a la China continental para ser juzgados allí.

Los vehículos de la Policía Popular Armada estaban estacionados el viernes Shenzhen, la ciudad al otro lado de la frontera del territorio semiautónomo chino.

La policía del Hong Kong señaló el jueves que no estaba al tanto de planes para que las fuerzas chinas participen en sus esfuerzos para frenar las protestas.

Las manifestaciones son cada vez más violentas y cerraron el aeropuerto internacional de la ciudad a principios de semana.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes