España en alerta máxima por el 50 aniversario de ETA

MADRID (AP). España decretó el alerta máxima hoy viernes al cumplirse el 50 aniversario de la fundación de la ETA y pidió colaboración ciudadaba para localizar a seis miembros de la organización separatista vasca, posiblemente vinculados con los mortíferos atentados de los últimos días.

ETA, sigla de Patria Vasca y Libertad, nacida el 31 de julio de 1959, ha asesinado a más de 825 personas desde finales de 1960 en su campaña por un País Vasco independiente de España.

El Ministerio del Interior difundió las fotos de seis presuntos miembros de ETA. Un portavoz explicó que los sospechosos, cuatro hombres y dos mujeres, se encuentran en territorio español y no descartó su vinculación con la escalada violenta de esta semana.

En ese sentido, el gobierno español responsabilizó a la banda armada de la ofensiva de atentados con bomba que el jueves mató a dos jóvenes agentes de 27 y 28 años en un municipio turístico de Mallorca y el miércoles destrozó una residencia de 14 plantas de la Guardia Civil en Burgos, al norte del país.

De confirmarse la autoría de ETA, los atentados de esta semana supondrían una demostración de fuerza de la organización armada después de meses de debilidad y acoso policial a sus activistas en España y Francia.

"El gobierno ha dado instrucciones a las fuerzas de seguridad para que extremen al máximo la vigilancia, para que redoblen su entrega, para que incrementen aún más su esfuerzo y también para que se protejan", dijo el presidente José Luis Rodríguez Zapatero a última hora del jueves.

La presencia policial se dejó sentir en las calles de toda España desde primera hora del viernes, con controles en algunas zonas céntricas de la capital Madrid o en lugares como Mallorca, donde los agentes tratan de evitar que los responsables del ataque mortal huyan de la isla.

Al mediodía, centenares de personas se concentraron en los ayuntamientos de las principales ciudades del país para mostrar su repulsa por los atentados con cinco minutos de silencio, sólo rotos por el sonido de las campanas que marcan diariamente la hora.

Zapatero viajó a Mallorca acompañado por el líder del opositor Partido Popular, Mariano Rajoy, para dar el pésame a los familiares de las víctimas y condecorar a título póstumo a los dos agentes de la Guardia Civil fallecidos.

Los príncipes de Asturias, Felipe y Letizia, herederos de la corona española, tienen previsto asistir al funeral que se oficiará en la Catedral de Palma de Mallorca.

Además de los fallecidos, varias personas sufrieron heridas leves en la explosión del jueves en la localidad turística de Palmanova, situada al suroeste de Mallorca y a unos 10 kilómetros de distancia del Palacio de Marivent, residencia habitual de verano del rey Juan Carlos, quien tiene previsto llegar a la isla esta semana.

El artefacto se encontraba adosado a los bajos del vehículo todoterreno de los agentes y, según los datos preliminares de la investigación, fue accionado por control remoto.

El atentado sobresaltó a los miles de turistas extranjeros, británicos y alemanes fundamentalmente, que pasan sus vacaciones en las Islas Baleares, en pleno mar Mediterráneo.

"Estaba medio dormido en la piscina. Después, escuché la mayor explosión que he oído en mi vida", explicó AP Televisión el turista inglés Michael Edgware. "Había fuego y llamas por todas partes. Me asusté un poco".

Las autoridades cerraron durante dos horas el aeropuerto y el puerto de Mallorca con la esperanza de detener la huida de los autores del ataque. No obstante, la policía desarrolla férreos controles de seguridad en la isla por tierra, mar y aire.

Horas después de la primera explosión, la brigada contra explosivos localizó un segundo artefacto también adherido a un vehículo que fue detonado de forma controlada.

El miércoles de madrugada, un potente coche bomba colocado supuestamente por ETA explotó frente a una residencia de la Guardia Civil española en Burgos, al norte del país, sin que se registrasen víctimas mortales, pero sí 60 heridos y abundantes daños materiales.

No se registraron llamadas de alerta previas a los atentados, que todavía no han sido reivindicados oficialmente por ningún grupo.

ETA, sigla de Patria Vasca y Libertad en euskera (lenguaje autóctono de la región), lucha por una tierra vasca independiente en el norte de España y está considerada una organización terrorista por Estados Unidos y la Unión Europea.

En los últimos años, decenas de presuntos activistas de ETA han sido detenidos en España y Francia, entre ellos varios de sus supuestos líderes.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes