Esposas de varios altos responsables de Níger sospechosas de tráfico de bebés

Una veintena de personas, entre ellas varias esposas de altos responsables nigerinos, han sido interrogadas hoy por la Policía judicial de la capital nigerina por su supuesta relación con una red de tráfico ilegal de recién nacidos entre Níger y Nigeria.

Entre las personas interrogadas se encuentran las mujeres del presidente de la Asamblea Nacional, Hama Amado, y del ministro de Agricultua, Abdo Labo, sospechosas de haber comprado bebés, declaró a Efe un próximo de Amado.

Entre los supuestos implicados en esta red que al parecer operaba en Níger y Nigeria, están también la tres esposas del exdirector general del banco SoniBank Musa Haitou, así como la mujer del secretario general de la Cámara de Comercio de Níger, Maliki Barhumi.

Según Musa Aksar, director del semanal nigerino L'Evènement, la Policía se puso sobre aviso tras escuchar rumores sobre la existencia de una "fábrica de bebes" en Niamey como la desmantelada en Nigeria el pasado mes de mayo.

Consultado por Efe, Aksar, cuyo diario sigue la cuestión desde hace meses, dijo que la investigación se llevó a cabo en colaboración con la Policía nigeriana, lo que permitió descubrir varios locales donde mantenían secuestradas a mujeres jóvenes a las que varios hombres violaban para dejarlas embarazadas.

Ali Suma, un funcionario de Niamey, indicó a Efe que también ha sido detenido un alcalde y varios funcionarios que, al parecer, facilitaban el registro oficial de los niños robados. 

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada