Exjueza ecuatoriana solicita medidas cautelares a la CIDH

Bogotá (EFE). La exjueza ecuatoriana Mónica Encalada, encargada durante un tiempo del proceso relativo a la demanda del presidente Rafael Correa contra el diario El Universo, denunció hoy haber recibido amenazas y solicitó a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) medidas cautelares para ella y su familia.

En una rueda de prensa en Bogotá, Encalada explicó que ha decidido recurrir a esa instancia para proteger su vida, la de su esposo y dos hijos mejores, por considerar que "corren peligro" y que han sido víctimas de "violaciones de derechos humanos cometidas por el Estado de Ecuador".Se trata del quinto ecuatoriano relacionado con ese caso que recurre a la CIDH después de que lo hicieran los hermanos Carlos, César y Nicolás Pérez, directivos de El Universo, y Emilio Palacio, antiguo editor de opinión de ese diario y autor de la columna periodística que dio origen al litigio.

"Recibí en estas últimas semanas amenazas personales y contra mi familia", aclaró la exjueza, quien el pasado 14 de febrero dejó su domicilio en la ciudad ecuatoriana de Guayaquil y viajó a Bogotá, donde aún permanece.

"Salí intempestivamente de mí país", prosiguió ante los periodistas, al confirmar que el miércoles remitió su solicitud al secretario ejecutivo de la CIDH, Santiago Cantón, por servicio postal.

Encalada, quien hoy recalcó ante la prensa en que no es jueza desde el 11 de agosto de 2011, estuvo temporalmente a cargo del proceso derivado de la demanda por injurias que Correa presentó contra los hermanos Pérez y el columnista Palacio, y que terminó con una condena a tres años de prisión y el pago de 40 millones de dólares contra los periodistas.

La entonces jueza salió del caso como consecuencia de una recusación pedida por los abogados de Correa, a quienes, según dijo hoy en Bogotá, se negó a recibir para discutir el juicio y la sentencia, por lo que el caso pasó a manos del juez Juan Paredes, quien finalmente dictó el fallo.

La sentencia fue ratificada el pasado 15 de febrero por la Corte Nacional de Justicia de Ecuador y en consecuencia los directivos del periódico y el columnista pidieron medidas cautelares a la CIDH, que se las concedió de inmediato.

En "No a las mentiras", la columna periodística que desencadenó la querella, Palacio, que ha pedido asilo político en EE.UU., afirmó que Correa podría ser acusado de "cometer crímenes contra la humanidad por haber ordenado fuego a discreción" contra un hospital lleno de civiles durante una revuelta policial el 30 de septiembre de 2010.

Ese día el gobernante estuvo retenido en un hospital policial, del que fue rescatado en medio de un tiroteo.

Los otros tres condenados, Carlos, César y Nicolás Pérez, se encuentran el primero, director del diario, asilado en la embajada de Panamá en Quito a la espera de un salvoconducto para salir de Ecuador, y los otros dos, subdirectores, en EE.UU.

En la rueda de prensa celebrada hoy en Bogotá, Encalada declinó opinar sobre el contenido de esta nota, que hoy fue reproducida por los diarios afiliados a la Asociación Colombiana de Editores de Diarios y Medios Informativos (Andiarios).

"Me reservo el derecho a responder esa pregunta", dijo, al declararse víctima de una campaña de acusaciones públicas por parte del entorno del presidente Correa y tras descartar que por ahora tenga intención de pedir asilo en Colombia.

"Eso tengo que analizarlo con mi familia. Lo que más quiero es regresar al Ecuador", concluyó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes