Exministro de Lula y Rousseff admite cuenta en Suiza, pero niega sobornos

El exministro brasileño de Hacienda Guido Mantega, investigado por corrupción, reconoció que es propietario de una cuenta con 600.000 dólares en Suiza, pero negó que el dinero sea proveniente de sobornos, según consta en un documento entregado hoy a la Justicia.

Mantega, ministro de Hacienda durante las gestiones del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva y su sucesora Dilma Rousseff, alegó que el dinero fue obtenido con la venta de un inmueble que pertenece a la familia.

La cuenta, cuyo dinero no había sido declarado ante el Fisco, fue abierta antes de asumir el Ministerio de Hacienda, en 2006, según declaró la defensa de Mantega, quien pasó nueve años al frente de la cartera.

Los abogados del exministro señalaron que Mantega "jamás solicitó, pidió o recibió ventajas de cualquier naturaleza como contrapartida al ejercicio de la función pública" y se comprometieron a presentar el extracto de la cuenta.

Mantega llegó a ser arrestado el pasado año por la Policía en el marco de la operación Lava Jato, pero fue puesto en libertad debido a su delicada situación personal.

Mantega, ministro de Hacienda entre 2006 y 2015, fue acusado de solicitar donaciones ilegales para el Partido de los Trabajadores (PT) a empresarios favorecidos irregularmente con contratos de la petrolera estatal Petrobras.

Además de correligionario de Lula y Rousseff en el PT, Mantega fue durante muchos años uno de los principales ideólogos económicos del mayor partido brasileño de izquierda. 

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Vuelve a paralizar a todo PANAMÁ, en esta 8va temporada