Expresidente Toledo, buscado en Perú, dice que Odebrecht no lo sobornó

El expresidente de Perú, Alejandro Toledo, rechazó haber recibido sobornos de Odebrecht a cambio de otorgarles una obra pública, caso por el que la justicia de su país lo busca y pide su extradición desde Estados Unidos.

Toledo, que gobernó entre 2001 y 2006, es acusado por la fiscalía del Perú de haber recibido 20 millones de dólares de parte del entonces representante de la firma brasileña en Lima, Jorge Barata, para otorgarles la licitación de la construcción de la carretera interoceánica, que une Perú con Brasil.

"Nunca en mi vida he recibido 10 soles, 1 millón, mucho menos 20 millones de dólares de soborno. Nunca (...) Sin avisarme o comunicarme (vía judicial), me acusan de haber recibido 20 millones de dólares de un señor Barata, que le va a costar muy caro", dijo Toledo en un extracto de una entrevista que concedió a la cadena CNN en Estados Unidos y que será difundida en su totalidad el próximo domingo.

Sobre Toledo pesan dos órdenes para extraditarlo desde Estados Unidos: una específicamente por el caso Odebrecht y otra por el caso Ecoteva, nombre de una firma 'offshore' que se abrió en Costa Rica para presuntamente lavar el dinero del soborno, y con el que el exgobernante compró propiedades, según la fiscalía.

Toledo precisó que cuando salió del Perú no había ninguna orden judicial en su contra. "No me comunican de esto y quieren una prisión preventiva sin escucharme", aseguró y dijo que por ahora no volverá al Perú porque "no voy a entrar a la cárcel sin que escuchen cuál es mi versión".

Perú contratará a un equipo de abogados en Estados Unidos para que conduzca el pedido de extradición de Toledo desde ese país.

"Se están haciendo las coordinaciones a través de Cancillería, son tres estudios en Estados Unidos. Son del mejor nivel y tienen la experiencia en esto. Estamos seguros que el proceso dará los resultados esperados", dijo el jueves la ministra de Justicia, Marisol Pérez Tello, al canal N televisión.

Pérez Tello aseguró que una captura a nivel internacional no funciona igual en Estados Unidos en comparación a Chile, desde donde Perú también extraditó al expresidente Alberto Fujimori.

"Allá (en Estados Unidos) una orden de alerta roja de Interpol no es una detención automática, sino que debe pasar primero por una corte para ordenar la detención", explicó.

Además, Toledo "es un residente (tiene visa de residencia), por lo que es necesario remitir los documentos al homólogo del ministerio de Justicia estadounidense", preciso.

Toledo reapareció públicamente el martes durante un foro de Naciones Unidas en Nueva York sobre asociaciones público-privadas. El hecho provocó el reclamo de la cancillería de Perú ante la delegación permanente de Surinam, que organizó el evento e invitó al exmandatario.

Estados Unidos aún evalúa la solicitud de detención y posterior extradición, según las autoridades peruanas.

Odebrecht admitió que pagó 29 millones de dólares en Perú para ganar la licitación de obras públicas entre 2005-2014, período que comprende los gobiernos de Toledo, Alan García y Ollanta Humala.



Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7