El papa Francisco se reunirá el viernes con indígenas y hablará a autoridades en Perú

Los pueblos indígenas de Perú forman parte de la agenda del papa en su visita al país, que se extenderá hasta el 21 de enero y que se da en el marco de "uno de los momentos más críticos para la Amazonía", según diversos líderes indígenas.

La agenda de este viernes de Francisco se desarrollará en la ciudad de Puerto Maldonado, capital de la región amazónica de Madre de Dios, que atraviesa "su punto más crítico, como una herida de la Amazonía peruana", aseguró a Efe el líder shipibo y presidente de la Asociación Interétnica de Desarrollo de la Selva Peruana (Aidesep), Lizardo Cauper.

Los problemas que aquejan a Madre de Dios van desde la deforestación, el tráfico de tierras, la minería informal, hasta las derivadas de estas actividades ilegales como el trabajo infantil y la trata de personas.

En los últimos años, la región se ha convertido en el símbolo de la devastación de las selvas peruanas que, según sus líderes indígenas, se debe "al tráfico de tierras y a la poca voluntad del Estado peruano de poner en práctica los compromisos internacionales en materia de derechos de los pueblos indígenas".

"La Amazonía está cada día más débil y la (clase) política en vez de ayudarnos van empujando a la depredación y a la contaminación", denunció el líder shipibo Julio Cusurichi y premio medioambiental Goldman 2007, en una entrevista con Efe.

Cusurichi, que además es presidente de la Federación Nativa del Río Madre de Dios y Afluentes (Fenamad), indicó que "aún hace falta reconocer los derechos como el título de propiedades de forma colectiva, así como la consulta previa vinculante".

En esa línea explicó que el actual Congreso de Perú busca sacar adelante la construcción de carreteras que cruzan áreas protegidas, como la de Puerto Esperanza (Ucayali)-Iñapari (Madre de Dios), que ellos rechazan porque afectaría bosques primarios, a través de un tramo de 277 kilómetros.

Pese a que el Perú acepta el Convenio 169 sobre Pueblos Indígenas y Tribales de Países Independientes de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Cusurichi cree que la ley de consulta previa, aplicada en Perú, "al no ser vinculante, no es todavía una herramienta que nos ayude a defender" sus territorios ni sus derechos".

"Se aplica, pero si se ve que este afecta a los pueblos, quien decide es el Gobierno" agregó Cusurichi.

La región de Madre de Dios ocupa el primer lugar del ránking de las regiones amazónicas con mayor deforestación del Perú, lo que responde a los efectos de la minería, la agricultura y la construcción de carreteras, según un informe del Proyecto de Monitoreo de Amazonía Andina (MAAP, por sus siglas en inglés).

En el mismo documento se detalla que solo entre el 2001 y el 2017 hubo una pérdida anual de bosque mayor a las 20.000 hectáreas.

Para ambos líderes amazónicos la visita del papa "ayudará a prestar atención a los problemas" de sus pueblos y también a que "se conozca la inacción de los Gobiernos".

"Nuestra perspectiva es el mensaje que pueda dar al poder Ejecutivo y Legislativo, de reflexión, porque ellos vienen aprobando normas o decretos legislativos, y no la buena práctica de acción de respeto a la Madre Tierra, a la diversidad y a los seres humanos de la Amazonía", indicó Cauper.

En esa línea, el líder shipibo confió en que el mensaje pueda llegar también a los demás actores de las actividades perjudiciales a la Amazonía como los bancos.

"Los grandes bancos financian este tipo de actividades. Hay un paquete de actores que están involucrados y esperamos que el mensaje del papa pueda llegar a ellos", agregó.

Para Cusurichi, la visita del papa también es positiva para estos pueblos, aún siendo conscientes de la herida histórica de sus pueblos debido a la evangelización, por lo que señaló que "en esta coyuntura, vale la pena sumar esfuerzos y Francisco ha hablado de la conservación y de seguir luchando por un mejor planeta", apuntó.

En el Perú existen 55 pueblos indígenas, cuatro de ellos ubicados en la zona andina y 51 en la Amazonía.

Unos 5.000 pobladores indígenas viven en situación de aislamiento o contacto inicial con el resto del mundo, según datos del Ministerio de Cultura de Perú.

Según el último censo del 2007, al menos cuatro millones de personas forman parte de estas poblaciones indígenas que hablan en 47 lenguas nativas.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes