Fujimori acepta hechos de corrupción de los que es acusado

LIMA (AFP). El ex presidente peruano Alberto Fujimori admitió los hechos que sustentan la acusación en su contra en el juicio que se inició hoy lunes por haber indemnizado ilegalmente con 15 millones de dólares a su ex asesor Vladimiro Montesinos, aunque no acepta la responsabilidad penal.

"Expreso conformidad limitada o relativa con la acusación; solamente acepto los hechos, no acepto responsabilidad penal, la pena ni la reparación civil", dijo el ex mandatario de 70 años tras escuchar la acusación del fiscal Avelino Guillén.

La entrega del dinero se produjo en septiembre de 2000, dos meses antes de que colapsara el régimen de Fujimori (1990-2000).

El abogado defensor, César Nakazaki, explicó que la conformidad limitada o relativa se refiere a aceptar los hechos citados, sin aceptación de responsabilidad ni pena, lo cual permite acortar el proceso.

El juez César San Martín, presidente del tribunal que juzga al ex mandatario, aceptó la conformidad limitada del acusado y en consecuencia dijo que se dictará sentencia el viernes de esta semana por lo que llamó al fiscal y al abogado defensor a preparar para el miércoles sus alegatos finales.

El magistrado también suspendió la audiencia de hoy lunes y autorizó que Fujimori sea sometido a revisión médica por un cardiólogo por presentar un súbito incremento de su presión arterial.

San Martín remarcó que los hechos que rodearon la entrega ilegal de los 15 millones de dólares a Montesinos relatados por el fiscal Guillén -quien señaló que Fujimori desvió dinero destinado a operaciones de seguridad- "quedan así establecidos y se entiende que no cabe ningún tipo de cuestionamiento".

El proceso entonces se abocará a determinar si hay "relevancia punitiva y si hay que establecer un monto de reparación civil", añadió.

En su acusación en la primera audiencia de este proceso, el fiscal Guillén pidió que Fujimori sea condenado a ocho años de cárcel por peculado y falsedad ideológica y que pague al Estado una reparación civil de dos millones de soles (666,000 dólares).

De ser condenado, sin embargo, primará la sentencia más elevada aplicada en su contra que es la de 25 años por violación de derechos humanos, que le fue aplicada en abril pasado al término de un juicio de 16 meses.

En Perú no se acumulan las penas y se aplica la más alta de las que se hayan impuesto.

Guillén relató que el ex mandatario "utilizó una mentira" y creó un plan de seguridad para contener una supuesta infiltración de la guerrilla colombiana de las FARC a Perú.

Con ese pretexto, según dijo, obtuvo el dinero que luego entregó como indemnización a Montesinos, quien en la actualidad cumple 20 años de cárcel por tráfico de armas a las FARC.

El fiscal argumentó que hay testigos, entre ellos varios ex ministros fujimoristas, que han declarado que ese plan de seguridad nunca existió.

El abogado Nakazaki por su parte señaló que su patrocinado devolvió los 15 millones un mes y medio después de hacer la entrega y que por lo tanto no hubo daño al erario nacional.

En diciembre de 2007 Fujimori ya había sido condenado a 6 años de prisión por el allanamiento ilegal de la vivienda de la entonces esposa de Montesinos, para lo cual utilizó a un falso fiscal.

El juicio se realiza en una sede policial al este de Lima, bajo la presidencia del juez San Martín, el mismo que juzgó a Fujimori por violación de derechos humanos.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes