Funeral de víctima de gripe porcina en Texas

HARLINGEN, Texas (AP). Judy Trunnell, una maestra de escuela de 33 años que acababa de dar a luz a un niña saludable, sucumbió ante la gripe porcina unos días después, en el primer fallecimiento de una estadounidense a causa de ese mal.

Sus familiares y amigos acudieron el martes a su vivienda en una tranquila calle de esta ciudad, para expresar sus condolencias en su funeral.

Trunnell falleció después de pasar dos semanas en el hospital. Entró en coma y su bebe nació por operación cesárea, dijo su primo Mario Zamora desde Baltimore, en declaraciones a la estación WMAR-TV.

"Era una persona maravillosa, cálida. Era maestra de niños discapacitados", señaló.

Los funcionarios de salud de Texas no dijeron concretamente que la influenza tipo H1N1 causó la muerte de la maestra, pero confirmaron que tenía otros problemas de salud. Falleció el martes después de haber sido hospitalizada el 19 de abril, dijo Leonel López, epidemiólogo del condado Cameron.

La muerte de Trunnell se produce en momentos en que las áreas más afectadas por el brote de fiebre porcina vuelven a la normalidad.

En México, donde se cree que se originó el mal, reabrieron las tiendas, restaurantes y fábricas desde hoy miércoles.

La otra víctima fallecida por gripe porcina en Estados Unidos fue un pequeño niño mexicano que visitaba a su familia en Brownsville, cerca de Harlingen. Falleció la semana pasada en un hospital infantil de Houston.

Trunnell vivía en Harlingen, una ciudad de 63,000 habitantes cerca de la frontera estadounidense con México.

Las escuelas del distrito donde enseñaba Trunnell estarán cerradas por el resto de la semana y reabrirán el lunes, anunciaron las autoridades.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes