Gingrich luce como ganador en Carolina del Sur, según medios

COLUMBIA ( AFP). El ex presidente de la Cámara de Representantes Newt Gingrich lucía como ganador el sábado según los sondeos a boca de urna en la primaria republicana para las presidenciales en Carolina del Sur, un resultado que de confirmarse daría un giro sorpresivo a la contienda.

Gingrich parecía vencer al moderado Mitt Romney con comodidad, de acuerdo a los resultados divulgados por las cadenas televisión Fox News, MSNBC y NBC que otorgaban al ex presidente de la Cámara de Representantes una ventaja de 9 a 10 puntos sobre Romney, hasta hace dos días el favorito indiscutible de los republicanos.

De acuerdo a la cadena CNN, Gingrich obtendría un 38% contra un 29% de Romney, por ahora el favorito para disputar la presidencia ante Barack Obama en noviembre.

"Necesito su ayuda", dijo Gingrich a una multitud que lo siguió el sábado en la tarde en el restaurante Tommy's Country Ham House. "Tenemos la oportunidad de nominar a un genuino conservador que puede debatir, y que puedan con Barack Obama".

Con los centros de votación ya cerrados, los primeros resultados parciales se esperaban después de las 19H30 local (00H30 GMT del domingo) y los del resto del estado se podrían difundir unas dos horas más tarde.

Si Gingrich derrota a quien desde hace mucho tiempo era el gran favorito, Mitt Romney, resucitaría las dudas sobre la capacidad del ex gobernador de Massachusetts -un mulmillonario inversionista que aparece como el más moderado de los precandidatos republicanos- de unir al sector más conservador de su partido, donde es visto con recelo.

"Al principio iba por Romney", confió a la AFP Helen Selviger, que finalmente votó por Newt Gingrich. A Romney "le falta la energía que necesitamos ahora", dijo la electora en una iglesia bautista de Gregg Park, un barrio de Columbia, la capital de Carolina del Sur, expresando el sentir de muchos votantes.

El triunfador en la contienda del sábado, la primera que se celebra en los estados del sur de Estados Unidos, encontrará viento a favor para la primaria del 31 de enero en el codiciado campo de batalla de Florida, un estado que aporta gran número de electores a los candidatos.

Gingrich y Romney, que en los últimos dos días se pisaron los talones en los sondeos, recorrieron el estado esta semana sin perder de vista que desde 1980 ningún republicano ha obtenido la nominación de su partido sin haber ganado en Carolina de Sur, bastión conservador del sureste estadounidense.

Una victoria aquí sería el primer triunfo de Gingrich después que el cristiano conservador y ex senador Rick Santorum arrebató a Romney una ajustad victoria en Iowa. Hasta ahora Romney triunfó solo en New Hampshire.

Luego de un duro debate el jueves por la noche en el que el ex presidente de la Cámara de Representantes se enfrentó a su gran rival Romney, Gingrich trató de capitalizar lo que las encuestas señalan como un gran impulso para su campaña.

Los cuatro candidatos en liza -Gingrich, Romney, Santorum, así como el veterano congresista Ron Paul- hicieron un último gran esfuerzo para ganar el voto de los conservadores de Carolina del Sur, en pos de la candidatura republicana para enfrentar al presidente Barack Obama en las elecciones del próximo 6 de noviembre.

Romney, que ha perdido fuelle en este estado donde los conservadores más radicales lo perciben como muy liberal, ya se veía venir el viernes una posible derrota o, en todo caso, era consciente que la batalla en Carolina del Sur será "cuesta arriba", como dijo a los medios.

"Creo que lo dije desde el principio: Carolina del Sur es una batalla cuesta arriba para un tipo de Massachusetts. Yo sabía esto. Estamos peleando duro", declaró Romney a periodistas mientras asesores de su campaña también confesaban posibilidades de derrota, en un estado donde había llegado a obtener 20 puntos de ventaja en algunos sondeos.

Uno de los golpes que recibió la campaña de Romney esta semana fue el retiro como precandidato del gobernador de Texas, Rick Perry, quien abandonó la contienda el jueves expresando su apoyo a Gingrich.

Pero el sábado también hubo votantes que defendieron a Romney: "Voté por Mitt Romney, creo que es el mejor candidato para afrontar a Barack Obama", afirmó David Traylor, después de sufragar.

"El tiene buenos antecedentes como ex jefe de empresas, y creo que puede seducir a un número más grande de electores para las presidenciales", explicó.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes