Gobernador argentino muere de disparos en el rostro

BUENOS AIRES (AP). Un gobernador argentino falleció el domingo de dos disparos en el rostro mientras festejaba el Año Nuevo con sus familiares.

Carlos Soria, mandatario de la provincia de Río Negro, en la Patagonia, murió en un hospital regional, dijo a la prensa el secretario de Coordinación e Información del gobierno de esa provincia, Julián Goinhex.

Soria recibió los disparos en su granja, en las afueras de la ciudad General Roca, en Río Negro, agregó el funcionario.

Goinhex no brindó más precisiones sobre cómo se produjo el hecho. Soria tenía 61 años y pertenecía al Partido Justicialista (peronista).

El canal de noticias C5N dijo que la esposa de Soria fue traslada a una comisaría para ser interrogada sobre ese episodio.

C5N dijo que la mujer pudo haber sido la autora de los disparos tras una pelea doméstica. Ese medio aclaró que no se pudo determinar hasta el momento si esos disparos fueron en forma directa o accidental.

El vicegobernador Alberto Weretilneck, quien deberá hacerse cargo del gobierno, afirmó a la radio LU19 de Río Negro que fue "un accidente doméstico con un arma de fuego en su casa".

Soria se había convertido en el primer gobernador justicialista de Río Negro desde la recuperación de la democracia en el país en 1983 y era aliado de la presidenta Cristina Fernández.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes