Gobierno argentino seguirá buscando diálogo con agro

BUENOS AIRES (AP). El gobierno argentino dijo hoy miércoles, que seguirá buscando una solución a los reclamos del agro, pese a que el sector anunció una nueva huelga de comercialización de granos y carne.

"Vamos a seguir apostando al diálogo. (La huelga) no va a paralizarnos para nada", dijo el secretario de Agricultura Carlos Cheppi, en una entrevista con radio América.

"Vamos a seguir trabajando y a futuro ojalá nos podamos sentar a acordar", añadió.

Las cuatro principales entidades rurales anunciaron el martes la suspensión por seis días de la venta de ganado y de granos destinados a la industria y la exportación en protesta por la falta de respuesta del gobierno a los reclamos del sector, que incluyen subsidios a los pequeños hacendados y a la producción láctea y la reapertura de las exportaciones de carne y trigo.

Cheppi se mostró sorprendido por el anuncio de la medida de fuerza y sostuvo que "estuvimos charlando (con las organizaciones) la semana pasada y quedamos en que los íbamos a llamar para reunirnos esta semana".

Sin embargo, las entidades aseguran que pese a sus insistentes reclamos, el gobierno ha congelado las negociaciones con el sector.

"No los puede haber sorprendido porque lo venimos anunciando desde hace mucho tiempo. Llevamos 85 días de gestión de Cheppi sin el menor resultado positivo", dijo el presidente de la Sociedad Rural Argentina, Hugo Biolcati, a radio Continental.

Esta es la primera medida de fuerza del campo desde el 17 de julio, cuando el Senado rechazó un proyecto de ley que buscaba ratificar un nuevo esquema de impuestos a la exportación de granos que había sido dispuesto en marzo por el Ejecutivo.

El polémico sistema de retenciones (gravámenes) móviles, que ataba la tasa del impuesto al precio de los granos en el mercado internacional, desató un duro conflicto entre el gobierno y el campo que se prolongó por cuatro meses y que incluyó huelgas y protestas que causaron desabastecimiento de alimentos.

Las protestas del agro, que contaron con el apoyo de sectores urbanos, que se expresaron con protestas callejeras y "cacerolazos", desencadenaron la mayor crisis política del gobierno de Cristina Fernández y golpearon su popularidad, que según los últimos sondeos se ubica en torno del 20%.

Argentina se encuentra entre los cinco mayores productores mundiales de soja, trigo y carne.

La nueva huelga de comercialización de granos sumada a la brusca caída en el precio de las materias primas en los mercados internacionales como consecuencia de la crisis financiera, podría traducirse en un menor ingreso de divisas al tesoro nacional en momentos en que el gobierno intenta dar señales de solvencia ante los temores de que no pueda cumplir con sus obligaciones de deuda en los próximos años.

"El paro se va a sentir... Hay stocks (existencias) de carne en los frigoríficos más que suficiente para cubrir seis días de abastecimiento a la población. Se va a sentir en la no exportación, en el no ingreso de divisas", sostuvo Biolcati.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes