Guaidó llama a exigir en cuarteles militares el ingreso de ayuda humanitaria

El jefe del Parlamento de Venezuela, Juan Guaidó, quien se proclamó presidente encargado, dijo este miércoles que los opositores acudirán el próximo sábado a los cuarteles militares para exigir a los soldados que permitan el ingreso de las ayudas que se almacenan en las fronteras del país.

"Nos vamos a concentrar en los cuarteles de manera pacífica (pero) muy contundente", dijo Guaidó durante una reunión con transportistas en el acomodado municipio caraqueño de Chacao (este).

"Iremos a cada uno de esos puestos a exigir ayuda humanitaria", añadió.

Guaidó no adelantó si viajará el sábado a alguno de los puntos de frontera por donde la oposición pretende ingresar las ayudas, pero aseveró que estará "en la calle".

"Lo hemos dicho, todos a la calle de nuevo", indicó.

La oposición venezolana asegura que el país atraviesa una "emergencia humanitaria compleja", y ha pedido donaciones a la comunidad internacional que prevé ingresar este sábado pese a la negativa del Gobierno de Nicolás Maduro, que las rechaza.

El gobernante ha asegurado que las ayudas son un "regalo podrido" que porta el "veneno de la humillación", pese a que reconoce las dificultades que atraviesa la nación suramericana.

Maduro ha dicho que no permitirá el ingreso de las ayudas y bloqueó hace días el acceso por el puente Tienditas, una moderna infraestructura que une Venezuela con Colombia y que el antichavismo aspiraba usar.

Ante ello, Guaidó reiteró este miércoles su llamado a las Fuerzas Armadas, a las que pidió permitir el ingreso de las donaciones y ponerse del "lado de la Constitución".

"Señores de las Fuerzas Armadas, tienen 3 días para ponerse del lado de la Constitución para seguir una orden del presidente encargado de la república", señaló.

Además, reveló que la oposición intentará ingresar las ayudas "por tierra y por mar", este última vía a través de Puerto Cabello, en el céntrico estado de Carabobo.

La crisis venezolana se acentuó en enero pasado, cuando Maduro juró un nuevo mandato de 6 años cuya legitimidad no reconocen la oposición y parte de la comunidad internacional, y Guaidó se proclamó luego como "presidente encargado", por considerar que el líder chavista "usurpa" la Presidencia.

Guaidó estableció como una prioridad el ingreso de ayudas para paliar la crisis que sufre el país, y ha dicho que estas ingresarán "sí o sí" el próximo día 23. 


Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes