Holandés se retracta de confesión por homicidio en Perú

AMSTERDAM (AP). El holandés Joran Van der Sloot, encarcelado en la capital peruana de Lima, se retractó de su confesión de haber asesinado a una joven en Perú, de acuerdo con una entrevista que dio en la cárcel al diario de su país De Telegraf.

En declaraciones difundidas este lunes por el periódico, Van der Sloot, de 22 años, dijo que firmó documentos en los que admitía haber asesinado a Stephany Flores debido a que fue intimidado por parte de la Policía durante los interrogatorios y le habían prometido que lo transferirían a Holanda si confesaba.

"Estaba muy asustando y confundido durante el interrogatorio y quería irme", contó el detenido citado por el diario. "Presa del pánico, lo firmé todo, pero ni siquiera sabía lo que decía" el escrito.

Van der Sloot es el principal sospechoso en la muerte de Flores, ocurrida el 30 de mayo en un hotel en Lima, exactamente cinco años después de la desaparición sin resolver de la adolescente estadounidense Natalee Holloway en Aruba.

Ambas víctimas fueron vistas con vida por última vez acompañadas del holandés.

En diversas ocasiones, Van der Sloot ha reconocido su culpabilidad en torno a la desaparición de Holloway y después se ha retractado.

Van der Sloot conoció a Flores en un casino y fue vista viva por última vez en su compañía.

El presidente peruano Alan García dijo que Van der Sloot deberá ser juzgado en la muerte de Flores antes de que pueda ser considerado un pedido de extradición. Además de su posible participación en el caso de la desaparición de Holloway, de la que Van der Sloot no ha sido acusado, es buscado por el FBI bajo sospecha de intentar extorsionar dinero a la familia de Holloway.

De ser declarado culpable del asesinato de Flores, encara de 15 a 35 años de prisión en Perú.

La fiscalía sostiene que Van der Sloot mató a Flores en la habitación de un hotel en la que fue encontrado el cadáver, con "saña y gran crueldad". según una copia de la confesión, golpeó a la joven con el codo en la nariz, la estranguló con ambas manos, la tiró al suelo, se quitó la camisa ensangrentada y la asfixió.

Según el diario, el joven sostiene ahora que no es verdad.

"Me engañaron", dijo Van der Sloot sobre el asesinato de Flores. "Ya explicaré más tarde lo sucedido".Esta semana comparecerá ante un juez en Lima. Van der Sloot ha confesado en varias ocasiones, y luego se ha desmentido, en haber participado en la desaparición de Holloway.

Está detenido en solitario en la prisión Castro de máxima seguridad, en el este de Lima. Pidió ser segregado del resto de la población penal por temor a su vida.

Por ahora ocupa una celda de 2 por 3,5 metros (6,6 por 11,5 pies) adjunta a un presunto sicario colombiano con el que comparte un televisor.

Van der Sloot dijo al Telegraaf que durante la noche las ratas entran en su celda por el retrete.

Su madre Anita Van der Sloot dijo en una entrevista publicada en el mismo diario el fin de semana que Van der Sloot sufre trastornos mentales. Agregó que en su opinión no mató a Holloway, pero dijo que si acaso mató a Flores "tendrá que pagar el precio" y no piensa visitarlo en la cárcel.

El padre de Holloway, Dave, pidió a Van der Sloot que diga lo que sepa sobre el lugar del cadáver, que nunca fue encontrado. Van der Sloot dijo que sólo hablará del asunto con las autoridades de Aruba.

El padre de Flores, Ricardo, indicó a The Associated Press en una entrevista que su hija resistió a su atacante, que está seguro fue Van der Sloot. Agregó que el holandés sería relacionado con el delito a través del ADN encontrado en las uñas de la víctima.

Ricardo Flores espera que a la postre Van der Sloot sea castigado por la muerte de ambas mujeres "a fin de que se haga justicia".

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes