En Indonesia, Obama tiende una mano a musulmanes

YAKARTA (AP). En la nación musulmana donde vivió en su infancia, el presidente estadounidense Barack Obama reconoció el miércoles que las relaciones de Estados Unidos con el mundo islámico continúan fracturadas a pesar de sus esfuerzos por mejorarlas.

Obama instó a todos a mirar más allá de "las sospechas y la desconfianza" para forjar terreno común contra el terrorismo.

Al retomar un tema que mencionó el año pasado en visitas a Turquía y Egipto, el mandatario dijo: "He dejado en claro que Estados Unidos no está y nunca estará en guerra con el islam (...) Aquellos que quieren construir no deben ceder terreno a los terroristas que buscan la destrucción".Lleno de orgullo, Obama dio el que posiblemente sea el discurso personal más intenso en lo que va de su presidencia, pronunciando algunas frases en indonesio ante un público de 6.000 personas, la mayoría jóvenes, que lo ovacionaba y lo consideraba un personaje del país.

"Permítanme comenzar con una frase sencilla: Indonesia es parte de mí", afirmó en el idioma del país durante un discurso matutino en la Universidad de Indonesia.

El presidente elogió a la nación musulmana más poblada por mantenerse firme en contra del "extremismo violento", y añadió: "Todos debemos vencer a al-Qaida y sus afiliados, que no pueden llamarse líderes de ninguna religión. (...) no es una tarea para Estados Unidos únicamente".

Obama también trató de apoyar las relaciones con los socios comerciales de Asia y reconoció el dinamismo económico de la región, que mantiene un rápido crecimiento en un momento de dificultades económicas mundiales.

"Estados Unidos tiene una participación en Indonesia que está creciendo, con prosperidad compartida ampliamente entre el pueblo indonesio, pues una creciente clase media aquí significa nuevos mercados para nuestros productos, al igual que Estados Unidos es un mercado para los suyos", dijo.

Obama dio su discurso antes de la reunión del Grupo de los 20 que comenzará el miércoles por la noche en Seúl, Corea del Sur. Se espera que la sesión esté marcada por tensiones comerciales entre Estados Unidos y grandes naciones exportadoras como China y Alemania.

El presidente estadounidense, un cristiano nacido en Hawai, se mudó a Indonesia cuando tenía seis años con su madre, Stanley Ann Dunham, y su padrastro indonesio Lolo Soetoro. Estudió en escuelas en públicas y Católicas y luego regresó a Estados Unidos cuando tenía 10 años para vivir con sus abuelos. Obama dijo en su discurso que es cristiano. En su país, está combatiendo la percepción de que es musulmán.

La visita del presidente a Indonesia debió ser acortada para que el avión presidencial evite una nube de cenizas volcánicas producidas por las erupciones del volcán Monte Merapi, en Indonesia.

Luego de su presentación, Obama le dio la mano a algunos de los presentes en la audiencia, incluyendo varios ex compañeros de clases, que estaban sentados en primera fila. Otros gritaban como si Obama fuese una estrella pop.

Obama llegó a Indonesia en la segunda escala de su gira de 10 días por Asia, en una visita que en cierta manera constituye un regreso a casa.

Vive la adrenalina de la 7ma temporada


Tu emisora... Parte de tu vida

TITULARES del día

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes