Inundaciones cubren 60% de la capital de Filipinas

MANILA, Filipinas (AP). Inundaciones causadas por algunas de las más fuertes lluvias que se tienen registradas en Filipinas han sumergido más de la mitad de la capital, convirtiendo las calles en ríos y dejando atrapadas en casas y refugios a miles de personas.

El gobierno suspendió el martes toda labor excepto la de ayuda y respuesta a desastres, por segundo día consecutivo.

Las autoridades reportaron la muerte de al menos siete personas, 11 heridas y cuatro desaparecidas. Los muertos incluyen a un niño de cinco años cuya casa fue golpeada por un muro de concreto que se colapsó. Sus dos familiares adultos resultaron heridos.

A lo largo de la región capitalina habitada por 12 millones de personas, las aguas hicieron que la mayoría de los caminos fueran imposibles de cruzar, y llegaban a la altura de la cintura o el cuello cerca de ríos y arroyos. Las autoridades abrieron más de 200 centros de evacuación en Malina y provincias aledañas, los cuales se llenaron con decenas de miles de personas, dijo la secretaria de Bienestar Social, Corazón Solimán. En total, más de 600.000 personas se han visto afectadas por las inundaciones.

"Tuve que caminar con agua hasta la altura de la cintura. Sólo necesitaba ir a la casa de mi jefe para tener algo de dinero y luego irme a casa", dijo Esteban Gabin, un chofer de 45 años, quien estaba pensando la mejor ruta para ver cómo está su familia en la provincia de Pampanga, en el noroeste de Manila. "Pero tal vez tenga que nadar para llegar a mi casa porque vivimos cerca del río Pampanga y las inundaciones ahí llegaban hasta el cuello".

Las anegaciones siguieron a dos noches de fuertes lluvias monzónicas empeoradas por la tormenta tropical Trami. Las autoridades dijeron que hasta 60% de la capital está sumergida.

Recibe todos los días en tu mail los titulares más importantes

Es momento de sentir, nuevamente, la adrenalina. #PonteC7